Imagen de una protesta de los taxistas en Barcelona
Imagen de una protesta de los taxistas en Barcelona - EFE

Los taxistas de Barcelona se preparan para la guerra con Uber: «Va a ser un infierno para todos»

El sector del taxi de la Ciudad Condal arremete contra el sistema de licencias de «chófer» que utilizará la empresa «colaborativa» para volver a la capital catalana

«Hemos infiltrado a taxistas en los cursos de formación de Uber», explica Alberto Álvarez, portavoz de la asociación Élite Taxi

BARCELONAActualizado:

Mientras Uber trabaja para volver a prestar servicio en Barcelona mutada en una suerte de empresa de «alquiler de vehículos con conductor» los taxistas de la Ciudad Condal preparan movilizaciones para evitar que la compañía vuelva a campar a sus anchas por la capital catalana: «Nos vamos a movilizar para que se cumpla ley», advierten.

«Los trabajadores que entren en Uber van a vivir un infierno, los taxistas también lo van a vivir, esto va a ser un infierno para todos», apunta el portavoz de la asociación de taxistas Élite Taxi, Alberto Álvarez en declaraciones a ABC. Esta entidad critica que la empresa de conductores «colaborativos» vuelva a la capital catalana después de dejar de operar tras una sentencia emitida en 2014, en la que se suspendió cautelarmente el servicio entre particulares «UberPop» con el que entonces estaba presente en la ciudad.

«Ellos hacen de taxi, a nosotros ya no nos engañan con lo de la economía colaborativa»

Tras dicha sentencia, la multinacional suprimió los servicios de este tipo que entonces tenía en España, en Madrid y en Valencia además de en Barcelona, hasta que en marzo 2016 volvió a operar en la capital con licencias de de cófer, conocidas como VTC en el sector. Ahora, se prepara para extender este servicio, algo que ha vuelto a encender los ánimos entre los taxistas barceloneses. «Cuando lleguen estaremos atentos, y si la policía no hace su trabajo, nos vamos a movilizar para que se cumpla ley que ya existe», explica Álvarez.

«Ellos hacen de taxi, a nosotros ya no nos engañan con lo de la economía colaborativa. Sabemos que es capitalismo salvaje engordando sus bolsillos, tributando fuera y crean miseria aquí», lamenta el portavoz. Paralelamente, el dirigente de «Élite» explica que en los próximos dos meses «se lo juegan todo».

Más de 70 horas de trabajo a la semana por 800€

Asimismo, Álvarez alerta sobre las condiciones laborales que padecerán quienes entren a trabajar en la compañía como «chófers». Según el portavoz, los nuevos empleados de Uber cobran unos 12.000 euros brutos al año a cambio de trabajar durante 12 horas 6 días a la semana. Los taxistas de la Ciudad Condal se preparan para movilizarse y «hacer cumplir la ley» actual, que establece que los servicios de transporte como los que quiere utilizar Uber no pueden recoger clientes en la misma calle.

«Con una VTC no puedes dar un servicio como el de Uber, que capta clientes en la vía pública o los recibe en centros comerciales, estaciones de tren o aeropuertos. Eso no lo decimos nosotros, lo dice la ley, y ellos están en todas las esquinas de Barcelona esperando clientes con su aplicación», abunda Álvarez.