Colau e Iglesias, durante un mitin de Podemos
Colau e Iglesias, durante un mitin de Podemos - AFP

Colau: «Ni me he comprado ni me compraría nunca una casa de 600.000 euros»

La alcadesa de Barcelona se desmarca de Iglesias y Montero pero aboga por su continuidad por el «escarnio» que están sufriendo

BARCELONAActualizado:

La compra del chalé de Galapagar (Madrid) por parte de los líderes de Podemos Pablo Iglesias e Irene Montero ha convulsionado el partido. Sus socios en Cataluña también se han pronunciado. El último en terciar ha sido la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, quien pese a defender a la pareja de líderes y abogar por su continuidad, ha sido rotunda: "Ni me he comprado ni me compraría nunca una casa de 600.000 euros".

En una conferencia en Tribuna Catalunya, Colau ha abundado sobre el asunto, recordando que ella "vive de alquiler y no tiene pensado cambiar de vida". La alcaldesa vive desde hace años con su pareja y dos hijos en un piso en el barrio de la Sagrada Familia, en el distrito del Ensanche de Barcelona.

Pese a estas consideraciones, la alcaldesa ha denunciado el "escarnio" al que se han visto sometidos Montero e Iglesias, a la vez que considera "excesivo" que un asunto de esta índole se tenga que ver sometido a la votación interna de los militantes. "Es una decisión privada que no tienen nada de corrupción y mala praxis". Colau ha apuntado que en la citada consulta interna ella votaría por su continuidad, y que por el "escarnio" qee están sufriendo deberían seguir al frente de la formación morada.

Las consideraciones de Colau se suman a las del líder de Podem, Xavier Domènech, quien también defendió a Iglesias y Montero y votó en la consulta interna a favor de su continuidad.