Inés Arrimadas, durante el acto de apertura de la campaña electoral de Ciudadanos
Inés Arrimadas, durante el acto de apertura de la campaña electoral de Ciudadanos - EFE

Arrimadas erige a Ciudadanos como la garantía para acabar con el «procés» interminable

La líder del partido en Cataluña defendió su candidatura como la de la opción para abrir una nueva estapa en la Comunidad

Actualizado:

La candidata de Ciudadanos a la presidencia de la Generalitat, Inés Arrimadas, ha apelado hoy a la «mayoría silenciada», porque la «papeleta naranja» es la que «representa el fin del 'procés' interminable» y la apertura de una nueva etapa en Cataluña.

En el arranque de la campaña de Ciudadanos con un acto en el barrio del Poblanou de Barcelona, en el que la candidata ha estado arropada por Albert Rivera, presidente de la formación, Arrimadas ha señalado que quedan «15 días para hacer historia» y para poder «enterrar» un proceso soberanista «interminable».

«Quedan 15 días para recuperar las instituciones, la autonomía que Puigdemont y Junqueras se han cargado por su obsesión de separarse de España, quedan 15 días para que las empresas no quieran marcharse de Cataluña, quedan 15 días para que no perdamos ninguna oportunidad más, quedan 15 días para que nos demos la mano entre catalanes», ha opinado la candidata.

En este contexto, Arrimadas ha apelado a la «mayoría silenciada» por los que durante años «han hablado en nombre de Cataluña» para que el 21 de diciembre, día de las elecciones catalanas, se convierta en una «fecha histórica» para «enterrar el procés interminable» y «derribar el muro levantado» por los separatistas.

«Ahora sí que iremos a votar, con una Junta Electoral imparcial, con un censo oficial... Ahora sí saldremos a la calle, con nuestra papeleta naranja que representa el fin del proceso y la apertura de una nueva etapa en Cataluña (...). Ahora quedan 15 días para que Ciudadanos pueda ganar», ha señalado la candidata a las catalanas.

Arrimadas, por ello, ha llamado a los catalanes a ser «conscientes de esta oportunidad histórica», y ha asegurado que Ciudadanos está preparado para gobernar con un «proyecto para todos los catalanes» dejando «atrás» el nacionalismo y la época del tripartito