El actor José Sacristán en una reciente entrevista concedida a ABC
El actor José Sacristán en una reciente entrevista concedida a ABC - Isabel B.Permuy

José Sacristán, premio «Corral de Comedias» del Festival de Almagro

Por «la dedicación y vocación aún intactas» de Sacristán «que han hecho que su carrera sea excepcional dentro y fuera de nuestras fronteras»

Ciudad RealActualizado:

El Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro ha decidido otorgar el XVII Premio Corral de Comedias al actor José Sacristán, como reconocimiento a «su calidad humana y actoral».

La organización del Festival informaba este jueves de la concesión de este galardón con el que también se quiere poner de manifiesto «la dedicación y vocación aún intactas» de Sacristán «que han hecho que su carrera sea excepcional dentro y fuera de nuestras fronteras».

El festival, que este año celebrará su cuadragésima edición, ha indicado que Sacristán ha destacado como actor de cine, teatro y televisión, sin embargo, su vocación teatral se despertó temprano, primero en el teatro independiente, hasta su debut como profesional en 1960 en la compañía del llamado Teatro Popular Español.

Durante esa misma década, también subió al escenario del Teatro de la Zarzuela, donde interpretó y cantó papeles de galán cómico.

A partir de 1964 el director y productor Pedro Masó lo contrató para su primer papel en la película «La familia y uno más», a la que seguirían más de una cincuentena de comedias que no han impedido que José Sacristán se revelara también «como un excelente actor dramático» en trabajos cinematográficos.

Con más de un centenar de películas, también ha destacado como director en filmes como «Soldados de plomo» (1983) o en «Cara de acelga» (1987), del que además fue responsable del guión junto a Carlos Pérez Merino.

Sacristán siempre ha estado estrechamente vinculado al teatro y su éxito le ha acompañado en numerosos montajes, ha subrayado el festival de Almagro, que ha recordado que entre otros muchos premios recibió dos Concha de Plata al mejor actor en el Festival de San Sebastián por «Un hombre llamado Flor de Otoño» (1978) y «El muerto y ser feliz» (2012).

Por su papel en esta película de 2012 de Javier Rebollo también fue galardonado ese mismo año con el único Premio Goya a la mejor interpretación que ha obtenido hasta el momento y también está en posesión del Premio Cóndor de plata de Honor, en Argentina, entre otros muchos reconocimientos.

En su cuadragésima edición, el festival de Teatro Clásico de Almagro, que se celebrará del 6 al 30 de julio, reconocerá el trabajo de todos los actores y actrices profesionales que han pasado por sus escenarios a lo largo de estos 40 años, en los que «miles de profesionales del mundo de la interpretación nos han regalado su oficio y sensibilidad desde aquella primera edición de 1978».

La directora del festival, Natalia Menéndez, ha asegurado que «es a ellos, a los que se acercan los personajes de Lope, de Shakespeare, de Cervantes, de Molière, de Calderón, o de Tirso de Molina para adueñarse de su timbre de voz, su inteligencia, su cuerpo y de la intuición que da el oficio», a los que se quiere también reconocer.

El festival rendirá homenaje a todos los actores que han participado en el certamen teatral a través de tres de ellos, Joaquín Notario, Pepa Pedroche y Arturo Querejeta, que son los que han participado en más ediciones.