El alcalde de Guadalajara, Antonio Román
El alcalde de Guadalajara, Antonio Román - ABC

Guadalajara baja los impuestos: el IBI y el de vehículos, además de bonificaciones

Según el alcalde, Antonio Román, es la ciudad «con menor presión fiscal» de Castilla-La Mancha

ABC
GuadalajaraActualizado:

Con la entrada del nuevo año, en Guadalajara ha entrado en vigor una bajada de impuestos. En concreto, se trata del de bienes inmuebles (IBI) y la tasa de Vehículos, además de otras bonificaciones a aquellos contribuyentes que se acojan al sistema especial de pagos. La bajada de impuestos se aprobó en el pleno de octubre, a propuesta del gobierno municipal que dirige el popular Antonio Román.

Según informa el Ayuntamiento, el IBI bajará entre el 3 y el 4 por ciento de media, mientras que el impuesto de Vehículos lo hará un 3 por ciento.

Por otro lado, se incrementará entre un 4 y un 5 por ciento la bonificación tributaria para los contribuyentes acogidos al sistema especial de pagos, que permite pagar a plazos, sin intereses y conjuntamente las tasas de Basura, IBI, Vehículos, Vados y de Actividades Económicas (IAE).

Asimismo, el alcalde solicitó al catastro una revisión de los valores con el objetivo primordial de reducir la carga impositiva de los ciudadanos, que el organismo atendió al reducir los valores una media del 7 por ciento, lo que ha permitido bajar los tipos de gravamen general y a los comerciales.

Por otra parte, en el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica, junto con la bajada del 3 por ciento, se incrementan las bonificaciones a los vehículos con combustible GLP: si antes se les bonificaba durante los cuatro primeros años, ahora el periodo se amplía a los seis primeros años.

También se incrementan las bonificaciones que percibirán los propietarios de vehículos que utilizan gas y se ampliará de cuatro a seis años el periodo de aplicación. En este caso, la bonificación oscilará entre el 30 y el 50 por ciento.

Según Antonio Román, gracias a estas y otras medidas, «nuestra ciudad es la capital de provincia de Castilla-La Mancha con menor presión fiscal».