El Rey con Rajoy, Guirao, Robles, Lamo de Espinosa, González, Aznar y Rodríguez Zapatero, ayer en el Palacio de la Quinta de El Pardo
El Rey con Rajoy, Guirao, Robles, Lamo de Espinosa, González, Aznar y Rodríguez Zapatero, ayer en el Palacio de la Quinta de El Pardo - EFE

El Rey reconocerá hoy la ejemplaridad que ha marcado su reinado

Don Felipe condecora a 41 ciudadanos anónimos, la mayor de 107 años y la más joven de 19

La Princesa y la Infanta asistirán a la ceremonia

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El Rey pondrá hoy rostro y nombre al valor de la ejemplaridad, esa idea que ha venido marcando su reinado desde el primer momento, cuando en el discurso de su proclamación defendió una vida pública inspirada por los principios morales y éticos, en la que el Rey, dijo, sea «referente y servidor» de esa causa. Por que solo de esa manera, decía, la Corona «se hará acreedora de la autoridad moral necesaria para el ejercicio de sus funciones».

Serán 41 ciudadanos anónimos, 19 mujeres y 22 hombres, procedentes de todos los rincones de la nación, de todas las edades -la mayor de 107 años y la menor de 19- y con diversas profesiones y ocupaciones, a quienes el Rey pondrá como ejemplo de «la mejor realidad cotidiana de España».

A todos ellos, les condecorará con la Orden del Mérito Civil -creada por Alfonso XIII- en una ceremonia similar a la que presidió en su primer aniversario. Igual que entonces, el acto se celebrará en el Salón de Columnas del Palacio Real, pero además de la Reina, hoy también estarán presentes la Princesa de Asturias, de trece años, y la Infanta Sofía, de doce, que se van incorporando progresivamente a la actividad institucional.

Así ha querido celebrar el Rey el quinto aniversario de un reinadomarcado por una enorme complejidad política, que ha incluido, entre otras dificultades, tres elecciones generales, seis rondas de consulta, un bloqueo político que se prolongó diez meses, un único presupuesto, un referéndum separatista ilegal y una declaración de independencia también ilegal.

Momentos difíciles ha habido varios a lo largo del reinado, pero la única vez que Don Felipe ha hablado de «situación de extrema gravedad» fue en su respuesta al golpe separatista, cuando el 3 de octubre de 2017 acusó a «determinadas autoridades de Cataluña» de «deslealtad admisible» y de incumplir «de una manera reiterada, consciente y deliberada» la Constitución y el Estatuto de Cataluña.

Y fue precisamente esa noche «de extrema gravedad» cuando se visualizó que la Corona ya era acreedora de «la autoridad moral» de la que hablaba Don Felipe en su proclamación. Porque bastaron seis minutos de discurso para acabar con la ensoñación separatista y borrar la sensación de vacío de poder que se había apoderado de los españoles.

A la altura de los tiempos

El Rey conmemorará hoy su reinado con los ciudadanos anónimos, pero ayer lo hizo con los cuatro presidentes vivos de la democracia: Felipe González, José María Aznar, José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy. Los cuatro asistieron al patronato del Real Instituto Elcano, cuyo presidente, Emilio Lamo de Espinosa, agradeció al Rey «sus esfuerzos para asentar en España un orden constitucional y democrático moderno a la altura de los tiempos». Unas palabras que arrancaron un aplauso a todos los presentes.

El acto de hoy será la foto final de los primeros cinco años de reinado, y el Rey tendrá la oportunidad de «ensalzar la ejemplaridad cívica como uno de los pilares de nuestra convivencia», tal como él mismo afirmó cuando condecoró a los 40 ciudadanos en su primer aniversario. «Vosotros, y muchísimos otros españoles como vosotros, hacéis de España una gran nación», les dijo, porque España también se engrandece «con el trabajo diario, anónimo, de todos los ciudadanos».

A la ceremonia en el Palacio Real se sumarán el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y el ministro de Exteriores, Josep Borrell. Y es que el Rey es el Gran Maestre de la Orden del Mérito Civil, y el ministro de Exteriores, el canciller.

El acto empezará con la interpretación del Himno Nacional por un cuarteto de cuerda integrado por jóvenes alumnas de la Escuela Superior de Música Reina Sofía. Después se leerán las semblanzas de los condecorados, y los cuatro miembros de la Familia Real impondrán las condecoraciones, antes de que el Rey pronuncie unas palabras en las que previsiblemente hará unas reflexiones sobre su reinado.

Tras la ceremonia, los Reyes se harán una fotografía de grupo con los condecorados, a la que se incorporarán alumnos de 6º de primaria del Colegio «Infanta Leonor», que tienen la edad la Infanta Sofía.

Según informó la Casa del Rey, para la selección de los condecorados se ha tenido en cuenta un criterio proporcional de población y se han añadido criterios de edad, de género y sectorial, con el fin de que estas personas representen los trabajos y los compromisos sociales presentes en la sociedad española.