Pablo Iglesias, líder de Podemos - EP

Iglesias ya no quiere ser vicepresidente: se conforma con Interior

El secretario general de Podemos exigirá entrar en el próximo Gobierno: «Esperamos formar parte del Ministerio del Interior». Exigió en 2016 a Pedro Sánchez la vicepresidencia del Gobierno y cinco carteras

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Hubo un tiempo en Podemos en el que los sondeos les otorgaban tanto poder que Pablo Iglesias se podía permitir sugerir cómo tendría que «repartirse» La Moncloa en la que él tendría que estar dentro. Fue después de reunirse con el Rey para avanzar en la investidura, en 2016, cuando embriagado por el aroma de la demoscopia Iglesias se dibujó como futuro vicepresidente de un Gobierno de Pedro Sánchez. En aquel momento también exigió las carteras de Interior, Economía, Defensa, Educación y Justicia.

Tres años después, todos las encuestas apuntan a uno de sus peores resultados desde que se fundó el partido en 2014. Quizá por eso Iglesias ya no mira tan alto en sus exigencias, aunque lleva toda la semana defendiendo su entrada en el Ejecutivo. Este jueves, durante una entrevista en Rac 1, el líder de Podemos ha concretado su demanda. «Esperamos formar parte del Ministerio del Interior», ha respondido, al hilo de una conversación sobre el espionaje del excomisario José Manuel Villarejo y el caso Tándem, en el que de hecho él es uno de los afectados.

Podemos lo sigue utilizando como carta electoral y como arma contra el PSOE. «Hasta que nosotros no formemos parte de un Gobierno hay cosas que son imposibles de limpiar», ha expresado el secretario general. Por eso defienden que las cloacas del Estado siguen funcionando con Sánchez en La Moncloa y para intentar levantar el vuelo están basando su campaña en presentarse como el ariete contra esa «corrupción» y «guerra sucia política».

Contra Fuentes Gago

Además, Iglesias ha considerado que «es evidente» que «la trama criminal» de Villarejo alteró los resultados de las elecciones generales de 2016 porque quería evitar a toda costa que Podemos estuviese en un Gobierno. Al comienzo de la semana el actual ministro del Interior, Fernado Garnde-Marlaska, explicó que desde que asumió la cartera ha adoptado «medidas claras y contundentes» para suprimir las «cloacas del Estado» y la «polícia política».

El secretario general de Podemos, sin embargo, exigió más responsabilidades al titular de Interior: «Grande-Marlaska debe responder porque (José Ángel) Fuentes Gago está trabajando en la Secretaría General de Policía y debe aclarar si este señor ha sido condecorado, si tiene una medalla y si está pensionada». Se refiere al inspector que supuestamente se citó con un algo cargo del Gobierno venezolano para recabar información que perjudicase a Podemos. Y ha añadido: «Y lo mismo sobre las medallas de Villarejo y de Eugenio Pino».