La Guerra Fría motivó al principio la carrera espacial. Después, China, Japón, India y Europa se sumaron a una exploración siempre liderada por la NASA
La Guerra Fría motivó al principio la carrera espacial. Después, China, Japón, India y Europa se sumaron a una exploración siempre liderada por la NASA - ABC/NASA

Marte, un planeta fascinante repleto de naves espaciales

En más de 50 años de exploración espacial el ser humano ya ha enviado al planeta rojo más de 40 artefactos de exploración. Hoy, la ESA logrará aterrizar su primer robot en la superficie

MADRIDActualizado:

Desde el comienzo, el color rojizo de Marte inquietó a los hombres que miraban al cielo. Quizás recordando el brillo maligno de la sangre, le pusieron el nombre del dios romano de la guerra, y muchos años después las lunas que le acompañan completaron este homenaje a la guerra llevando los nombres del miedo (Fobos) y el pánico (Deimos).

Quizás uno de los responsables de que Marte fuera fascinante durante decenios fue el astrónomo italiano Giovanni Schiaparelli (quien le da su nombre al módulo de la ESA que aterrizará hoy). En 1877 observó que había líneas brillantes y oscuras en la superficie del planeta rojo (a las que llamó «canali»). Él nunca sugirió que hubieran sido creados por alienígenas, pero la cultura popular les atribuyó la naturaleza de sistemas de irrigación marcianos, hasta que ya en el siglo XX se concluyó que no eran más que ilusiones ópticas.

La exploración contemporánea de Marte comenzó en serio en plena guerra fría. En la década de los sesenta la Unión Soviética y Estados Unidos competían por explorar el planeta rojo al mismo tiempo que luchaban por poner su bandera en la Luna (hito logrado en 1969). (Cronología completa de las misiones a Marte aquí).

En teoría, los soviéticos comenzaron antes su conquista del planeta rojo, pero lo cierto es que no llegaron a la altura de los Estados Unidos. Después del lanzamiento fallido de las Marsnk I y II en octubre de 1960, la Sputnik 22 fracasó en su intento de pasar por las cercanías del planeta rojo. En poco más de dos años, los soviéticos acumularon cinco misiones fallidas.

Los estadounidenses tampoco comenzaron bien. La Mariner 3 de la recién creada NASA (fundada por el héroe del desembarco de Normandía, el presidente Eisenhower, en 1958) fracasó en 1964, cuando ya estaba en el espacio en camino al planeta rojo.

Sonda Mariner 3, la hermana de la primera que tuvo éxito en explorar Marte, la Mariner 4
Sonda Mariner 3, la hermana de la primera que tuvo éxito en explorar Marte, la Mariner 4 - NASA

La Phoenix de la NASA logró aterrizar en 2007 y en 2011 fracasaron la china Yinghuo-1 y la rusa Fobos-Grunt. Pero en 2011 la NASA hizo aterrizar al exitoso rover Curiosity, y en 2013 envió al orbitador MAVEN. Por su parte, India se sumó a la carrera por Marte con su misión Mars Orbiter Mission.

Si todo va bien, la agencia espacial europea se sumará a esta larga lucha por extraer los secretos de Marte, cuando la misión ExoMars 2016 logre poner un orbitador a explorar los gases traza de la atmósfera de Marte y un aterrizador, el módulo Schiaparelli, aterrice para poner a punto unos paracaidas y retrocohetes que la Agencia Espacial Europea espera usar en 2020 para hacer aterrizar un gran rover de exploración más moderno y potente que el americano Curiosity.

Ya en 2020, se lanzará la Mars2020 de la NASA. Aún está por ver si se promoverán misiones de exploración que traigan muestras de Marte a la Tierra o perforen el subsuelo, una zona donde se acumula agua en superficie y sería más probable encontrar vida. En teoría, ya en el año 2030 los humanos podrían estar pisando la superficie del planeta rojo.