Lotería de Navidad Así se juega a la lotería en el resto del mundo

La locura por el premio extraordinario de Navidad en España no tiene parangón, pero en otros muchos países los sorteos son muy populares

Una mujer compra boletos de lotería en una licorería de Washington D. C.
Una mujer compra boletos de lotería en una licorería de Washington D. C. - AFP
CORRESPONSALES ABC - Actualizado: Guardado en: Loteria de Navidad

No hay nada como El Gordo. La fiebre española por la Lotería de Navidad llama enormemente la atención en el extranjero, donde muchos telediarios reflejan el 22 de diciembre como una curiosidad folklórica las imágenes de júbilo de los agraciados en el macrosorteo español. Aunque no hay nada parecido, la mayoría de países tienen su propia modalidad de lotería. Repasamos algunas de ellas.

Rusia, un modelo muy diferente

En Rusia hay diferentes sorteos con los que poder ganar dinero, informa R. M. M. Las loterías más populares son «Gosloto», «Rússkoye Loto» y «Sportloto», éste último es el equivalente ruso de las quinielas. No existen los sorteos especiales de Navidad y tampoco hay ninguna otra época del año en la que aumente significativamente el número de jugadores, y por tanto, la importancia de los premios. Sí es verdad, sin embargo, que durante las fiestas de fin de año y en verano son más lo que adquieren participaciones con la esperanza de costearse las vacaciones. El mayor premio ganado jamás antes en Rusia lo otorgó «Gosloto». Cayó en San Petersburgo hace cinco años y el premio ascendió a 100 millones de rublos (casi millón y medio de euros).

Líbano, dos loterías todo el año

Líbano no cuenta con un sorteo especial de Navidad pero sí existen otras dos loterías a las que se puede jugar durante todo el año y que son enormemente populares en el país, informa María Iverski. «Loto Libanais», el mismo concepto que nuestra Primitiva, nació en 1986 y el sorteo, celebrado dos veces a la semana, es retransmitido por televisión. En el periodo comprendido entre 2002-2012 el juego repartió 347 millones de dólares. Además existe la «Loterie Nationale Libanaise» a la que se puede jugar una vez a la semana.

El sorteo de los vikingos

En los países escandinavos no existe la tradición del sorteo de lotería de Navidad, aunque hay otros juegos de lotería que se desarrollan a lo largo del año, informa Carmen Calvo. El más famoso es el Onsdags Lotto, también conocido como Viking Lotto, ya que se juega en Dinamarca, Estonia, Finalandia, Islandia, Letonia, Lituania, Noruega y Suecia, y se lanzó en 1993. El premio es de un valor aproximado de 7 millones de coronas (cerca de un millón de euros) y se trata de acertar seis números entre el 1 y el 48. El sorteo se realiza todos los miércoles.

La tradición de Tailandia

A pesar de la ausencia de un sorteo especial en Navidad, en el Sudeste Asiático la industria lotera goza de buena salud, informa Eduardo S. Molano. El ejemplo más representativo es Tailandia, con una tradición que se remonta hasta el reinado del monarca Rama V (1868–1910). A día de hoy, la rifa más representativa se realiza el primer y decimosexto día de cada mes, para un premio total que puede llegar hasta los 30 millones de baht (770.000 euros).

En Italia, el día de Reyes

La lotería nacional italiana se celebra el día de Reyes y es muy popular, informa Ángel Gómez Fuentes. Es conocida como la «Lotería Italia» –antes se llamaba «lotería de fin de año». La extracción de premios se realiza durante uno de los más populares programas de la televisión pública (RAI). El billete cuesta 5 euros y el primer premio es de 5 millones de euros. En el 2016, la recaudación fue de 43,5 millones y se repartieron casi 30 millones en premios.

China, con lotería pero sin Navidad

Con la excepción de Macao, que ha hecho de los casinos su principal industria, el juego está prohibido en China, donde no hay máquinas tragaperras ni apuestas con dinero basadas en el azar, según informa Pablo M. Díez. A pesar de este veto al juego, el autoritario régimen de Pekín sí permite las quinielas deportivas y una lotería con fines benéficos, en las que 300 millones de chinos se gastan unos 400 millones de euros cada año. Como en China no se celebra la Navidad, sino el Año Nuevo Lunar, no hay lotería especial con motivo de estas fechas.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios