El persidente Erdogan, durante un acto en Ankara
El persidente Erdogan, durante un acto en Ankara - REUTERS

El Gobierno español concede asilo político a tres turcos, por primera vez tras el golpe

La decisión se produce en vísperas de que se reanuden el día 24 las cumbres entre España y Turquía

MADRIDActualizado:

El Gobierno español ha concedido asilo político a tres ciudadanos turcos que lo solicitaron, tras el golpe de Estado perpetrado en Turquía en julio de 2016 y la reacción del presidente del país, Recep Tayyip Erdogan, quien, tras el fracaso de los sublevados, ordenó numerosas detenciones en distintos ámbitos de la sociedad turca.

Los beneficiados del asilo político en nuestro país son los primeros desde que se produjo la fallida asonada militar y se trata de dos empresarios y un editor, según informa la web especializada The Diplomat in Spain.

La identidad de los asilados no ha sido facilitada por motivos de seguridad y tan sólo se ha dado a conocer que uno de los empresarios reside en Madrid y el otro en Barcelona, mientra el editor lo hace también en la capital de España, a donde llegó después del verano al sentirse perseguido.

Las solicitudes de asilo fueron tramitadas ante el Ministerio del Interior, que es el competente para la concesión del asilo, por el bufete de abogados Cremades&Calvo Sotelo. La concesión se produjo hace escasas semanas.

Las purgas y detenciones practicadas en Turquía han afectado a cientos de miembros de las instituciones púbicas, de los estamentos judicial y periodístico y a otros sectores de la vida turco, en muchas ocasiones acusados de estar vinculados al movimiento del opositor del predicado Fetulá Gülen, a quien Erdogan considera el cerebro del golpe. Fetulá Gülen, antiguo alido de Erdogan, vive exiliado en Estados Unidos desde 1999 y Turquía ha solicitado su extradición a las autoridades norteamericanas.

Tras el golpe de Estado, según informó ABC en su momento, el Gobierno turco destituyó a tres diplomáticos y a un militar de alto rango destinados en España. Dos de los diplomáticos trabajaban en la Embajada en Madrid, el tercero estaba adscrito al Consulado turco en Barcelona; y el militar se encontraba destinado en el cuartel general de la OTAN en Bétera (Valencia). Todos ellos se ausentaron de sus puestos tras la intentona golpista y quedaron en paradero desconocido.

La noticia de la concesión de asilo político a los tres ciudadanos turcos se produce en vísperas de que el día 24 de este mes se celebre en Madrid la VI Reunión de Alto Nivel (RAN) con Turquía, la primera que va a tener lugar desde febrero de 2014. Estará presidido por el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, y por el primer ministro turco, Binali Yildirim.