Estilo - Gente

Eva González: «No sé si llegaré a tiempo a la boda de Kiko Rivera»

Sobre la relación de Kiko con Cayetano, la presentadora asegura que no se ven todo lo que quisieran por sus respectivos trabajos pero que hay una relación normal

Eva González durante la presentación de la nueva línea «Dermatoline»
Eva González durante la presentación de la nueva línea «Dermatoline» - GTRES

Dispuesta a hablar de belleza pero también de todo lo que rodea su actualidad Eva González apareció ayer ante los medios de comunicación para posar como imagen de la línea 'Dermatoline Cosmetic'. «A partir de los 30 años hay que empezar a cuidarse porque las cosas van cambiando de sitio y mas yo que tengo la piel muy seca», aseguró. Tras cumplir su primer año como casada con Cayetano Rivera reconoce que «estamos igual ya que lo grave sería que fuera a cambiar. Estamos igual de bien pero con una gran fiesta junto a nuestras familias y amigos para compartir nuestra felicidad. Supongo que ahora me preguntaréis por el hijo y mi respuesta es que de momento no. Estoy muy bien así, lógicamente claro que quiero ser madre aunque no es el momento. Si me quedara embarazada reconozco que sería estupendo pero no es mi prioridad y menos ahora que estoy inmersa en las grabaciones de 'Masterchef'», cuenta. «Parece como si lo lógico es tener hijos después de casarte pero en este momento repito que no es mi intención», añadió.

Su próxima aparición familiar será en la boda de Kiko Rivera con Irene. «Lo voy a tener complicado porque es un viernes y trabajo en Madrid pero no sé si podré llegar. La televisión es complicada para hacer planes. Espero llegar a algo porque me apetece mucho. Kiko estuvo en nuestra boda como es lo normal y me gustaría poder estar allí. Si tuviera que darles un consejo para ese día, sobre todo a la novia, seria que se olvide de todo y que disfrute del momento especial», reconoce.

Sobre la relación de Kiko con Cayetano, Eva asegura que no se ven todo lo que quisieran por sus respectivos trabajos pero que hay una relación normal. Lo que no hará será estar en la despedida de soltera de Irene y es que insiste que no tiene claro si llegará a la boda pero eso no quita que esté preparando su vestido del que no quiere dar muchos detalles.

En cuanto a la polémica que se ha generado con el traje de torear que diseñó para su marido, con motivo de la corrida Goyesca, se defiende alegando que ella es una apasionada de la moda y que eligió el color mercurio «porque se ha usado siempre en los trajes de torear, por eso no entiendo las críticas al color», dice. «Contesté a Antonio Burgos en el momento por Twitter porque me dio rabia como definió el color y apenas lo pensé pero nunca le perdí el respeto ya que es una persona muy culta y reconocida en Sevilla», asegura. «Lo mejor de la Goyesca fue que salió bien y los toreros no sufrieron ningún percance», añadió.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios