Madrid

Urbanismo autoriza al nuevo dueño a ampliar la zona comercial del Edificio España

El Ayuntamiento de Madrid dio luz verde el viernes a que la superficie para tiendas pasara de 11.000 a 15.000 metros

Edificio España
Edificio España - ABC

El Ayuntamiento de Madrid ha autorizado al Grupo Baraka ampliar la zona comercial del Edificio España, que al final albergará una gran superficie para tiendas y un hotel de 22 plantas. El nuevo propietario del rascacielos, que tiene previsto cerrar la operación de compra-venta con Wanda en un par de semanas, ha descartado finalmente la construcción de viviendas de lujo en el complejo. Por este motivo, hace unas semanas solicitó a la Concejalía de Urbanismo que dirige José Manuel Calvo la posibilidad de incrementar de 11.300 a 15.000 metros cuadrados la superficie destinada a locales comerciales.

Según ha podido saber ABC, el Consistorio autorizó el pasado viernes esta ampliación de espacio. Así, la zona de tiendas que tendrá el Edificio España abarcará cinco plantas. Concretamente, según queda recogido en los pliegos de Urbanismo, en la planta inferior a la baja, la planta baja, primera, segunda y tercera del rascacielos.

De momento no está claro quién (o quiénes) serán los inquilinos de este espacio. El futuro nuevo dueño deberá decidir si alquila todo el espacio a una sola marca o «despieza» el espacio para varios negocios. La tendencia actual es que las grandes marcas se hagan con amplios espacios en el centro de la ciudad para poder instalar en ellos un gran tienda donde ofrezcan todo su producto. La Gran Vía es ejemplo de ello. En los últimos meses marcas como Primark o Adidas han abierto a lo grande en esta zona. Por eso no sería nada descartable que los 15.000 metros de zona comercial que albergará el edificio sean ocupados por una sola marca.

El grupo inversor Baraka ha transmitido al Ayuntamiento de Madrid su intención de comenzar en enero las obras de consolidación del rascacielos. Para ello debería ya cerrar la compra del inmueble con Wanda (actual dueño). Las previsiones es que la operación podría firmarse dentro de dos semanas por un total de 272 millones de euros. Trinitario Casanova, propietario de Baraka, ya desembolsó un millón de euros el pasado mes de julio en concepto de reserva.

Las obras que el grupo podría comenzar a principios del próximo año, según relata Calvo, serían las de consolidación y conservación de la fachada. La directora de Control en la Urbanización ya advirtió en la pasada comisión de Urbanismo que el grupo Baraka había transmitido al Ayuntamiento su renuncia a las obras de reestructuración total, lo que implica que el grupo no aspira a demoler las fachadas y al vaciado interior del edificio, como sí sucedía en el plan de Wanda.

Starwood, Hyatt y Meliá

Según las aspiraciones de Baraka, el uso principal -y casi único- del edificio será hotelero, aunque sus primeras plantas se destinarán a locales comerciales. Son varias las cadenas hoteleras que se han podido interesar por el rascacielos. Expansión avanzó hace un par de semanas que las cadenas Starwood, Hyatt y Meliá eran las mejores posicionadas para hacerse con la gestión del futuro establecimiento. El nombre de NH también se ha puesto sobre la mesa, aunque fuentes de esta compañía aseguraron que no tienen intención de aterrizar en él.

El grupo murciano presentó ante el Ayuntamiento una consulta urbanística especial donde formulaba cuestiones previas y proponía obras de restauración, conservación y restructuración que no afectan a la volumetría, con una edificabilidad máxima de 73.221 metros cuadrados. Además, también solicitó la exención parcial de la dotación de plazas de aparcamiento ya que las obras serán de rehabilitación y no de reestructuración general, y no se excavará bajo el edificio, cuya estructura actual se mantendrá.

Las obras, en caso de concretarse, tendrán que ser aprobadas por la comisión de Patrimonio Histórico. El grupo Baraka ya ha advertido que su intención es adquirir el rascacielos para rehabilitarlo y, después, volverlo a vender al mejor postor con inquilino -hotelero y comercial- incluido. Si todos los plazos se cumplen, la nueva imagen del Edificio España podría ser realidad a partir de 2018.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios