Madrid

El futuro de las escuelas de remo del Manzanares sigue en el aire

Medio Ambiente asegura que reparará la presa 9 en el primer semestre de 2017, un plazo demasiado largo para los remeros

Alumnos de una de las escuelas de remo, en el río Manzanares, con el caudal al mínimo
Alumnos de una de las escuelas de remo, en el río Manzanares, con el caudal al mínimo - MAYA BALANYA

El futuro de las escuelas de remo del Manzanares sigue en el aire. A pesar de que el Ayuntamiento de Madrid ha asegurado que después de reparar la presa número 9 podrán volver a entrenar, esta rehabilitación no se acometerá hasta el primer semestre de 2017, un plazo inviable y demasiado amplio para los remeros. «Nueve meses es muchísimo tiempo para que un deportista esté en seco; todo ha quedado un poquito abierto», ha declarado el presidente de la Federación Madrileña de Remo, José Juan de León.

La problemática sobre las escuelas de remo, de la que ha venido informando ABC, apenas ha encontrado alivio en la comisión de Medio Ambiente y Movilidad, celebrada hoy. Los grupos municipales del PP y Ciudadanos preguntaron sobre los detalles de la naturalización del río y sobre qué pasara con las escuelas deportivas, pero los detalles no eran los que esperaban. El coordinador general de Medio Ambiente, Sostenibilidad y Movilidad, José Antonio Díaz-Lázaro, ha aventurado que se abordará la reparación de la presa que impide la práctica del remo en el primer semestre de 2017, pero sin concretar una fecha exacta: «Vamos a intentar que la compuerta esté arreglada en el primer semestre del año que viene»; y ha añadido: «Cuando la tengamos arreglada la vamos a bajar y los señores que practican el remo podrán volver».

La compuerta número 9 permanece averiada desde hace meses y, más allá del proyecto de naturalizar el Manzanares, que supone la apertura de todas las presas, imposibilida la práctica del remo. El tramo comprendido entre las 8 y 9 era hasta ahora la única lámina de agua capaz de albergar en la capital los entrenamientos y competiciones con ciertas garantías. Ahora, con el Manzanares al mínimo, casi seco, resulta imposible, con el consiguiente perjuicio para los remeros. Díaz-Lázaro ha destacado que la compuerta permanece abierta por seguridad, «para evitar una avenida del río». La compuerta, con grietas, requiere arreglar sus anclajes.

Con el aparente respaldo del resto de grupos municipales, a tenor de las comparecencias de sus concejales, el PP presentará en el próximo Pleno una moción para que el Ayuntamiento ofrezca «de forma inmediata» una solución para la federación y las escuelas de remo. Ante este extremo, la delegada de Medio Ambiente, Inés Sabanés, ha manifestado que el Consistorio «hará todo lo posible y lo imposible» para reparar la presa número 9. Preguntada por las soluciones hasta que la presa esté rehabilitada, ha dicho que «trataremos con ellos si hay alternativas». Además, ha reiterado que el proyecto y este deporte son «perfectamente compatibles».

Naturalización del rñio

La respuesta de Díaz-Lázaro, que ha destacado el valor del proceso de naturalización, no ha contentado a sus interlocutores. El edil del PP Fernando Mar´inez Vidañ ha recriminado que el proyecto «sea de Ecologistas en Acción con la participación de Ahora Madrid»; mientras que el concejal de Ciudadanos Sergio Brabezo ha lamentado que no se detallara ni el plazo de ejecución de las obras, ni el coste, ni el importe del mantenimiento. En una consideración compartida con el PP y el PSOE, Brabezo ha echado en falta una «mayor participación» en el proceso. «Estamos de acuerdo con la dignificación del río, pero no con el folklore y el maquillaje», ha denunciado durante la comisión.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios