Reunión de la mesa sectorial este martes en la sede de la Xunta
Reunión de la mesa sectorial este martes en la sede de la Xunta - EFE
Paro en la Justicia

La Xunta da a las centrales tres días para aceptar su última oferta o dará por cerrado el conflicto

Si los sindicatos rechazan de nuevo esta propuesta, el Gobierno gallego asegura que se verán «liberados de compromisos»

SantiagoActualizado:

Con la huelga de los funcionarios de Justicia en suspenso y tras la ruptura de la unidad sindical, la Xunta apuesta por cerrar el conflicto cuanto antes para devolver la normalidad a los juzgados gallegos. En concreto, representantes del Gobierno autonómico han dado este martes a las centrales un pazo de tres días -que finalizará el viernes a las 14,oo horas- para que acepten su última oferta de mejoras laborales. De lo contrario, aseguran que se verán «liberados de compromisos» y de «ofrecimientos» pasados.

Durante la celebración de un nuevo encuentro entre las partes -que tras la ruptura en el comité de huelga se ha celebrado bajo el formato de una mesa sectorial-, la Administración gallega ha ofrecido a los sindicatos la misma propuesta que plantearon en la última reunión y que contempla un aumento salarial de entre 140 y 122 euros mensuales a aplicar en tres anualidades. En paralelo, se incorporaría una clausula de revisión que permitiría a los funcionarios gallegos que sus retribuciones estén siempre por encima de la media del resto de autonomías. También se incluiría un plan de recuperación del trabajo atrasado por los tres meses de huelga al que podrían adherirse todos los trabajadores, independientemente de si han secundado o no los paros.

Aunque un 53% de los funcionarios rechazaron en su día esta propuesta en una polémica jornada de votaciónes, el director xeral de Xustiza, Juan José Martín, ha apuntado que se trata de un «muy buen acuerdo», por lo que ha apelado a la «responsabilidad» de las centrales para que lo acepten en el plazo estipulado por la Administración. De no ser así, y aunque Martín ha evitado confirmar cuáles serán los pasos a seguir del Gobierno gallego, la Xunta podría -llegado el caso- aplicar la oferta uniltateralmente, dado que en la mesa sectorial el voto de calidad del responsable de Xustiza decantaría la balanza a favor de la Administración autonómica. En todo caso, tanto Juan José Martín como el titular de Función Pública, José María Barreiro, han rechazado «adelantar acontecimientos» e incluso han apuntado que «cualquier posibilidad está abierta», incluso la de que el Gobierno gallego no llegue a aplicar su oferta.

Valoraciones de los sindicatos

Al término del encuentro, los sindicatos volvieron a poner de manifiesto sus diferencias en torno al acuerdo formulado por la Xunta. UGT, CC.OO. y CSIF, que en su día ya se mostraron favorables a la última oferta de la Administración autonómica, avanzaron que someterán su decisión final al dictamen de sus afiliados. Por el contrario, las centrales más radicales, CUT, CIG y STAJ, expresaron su rechazo a las mejoras laborales ofrecidas por el Gobierno gallego, argumentando que en la última jornada de votación, los trabajadores «ya se pronunciaron» en contra de la oferta de la Xunta.

La central mayoritaria entre los funcionarios de Justicia, SPJ-USO, por su parte, lamentó que los representantes de la Administración hayan planteado la misma propuesta que en la última reunión y ha avanzado que su intención es consultar con «todos los trabajadores de Galicia» la postura que tomarán de aquí a que finalice el plazo fijado por el Gobierno gallego.