Imagen de la charla impartida por el delegado del Gobierno
Imagen de la charla impartida por el delegado del Gobierno - ABC

ElcheCárcel para dos mujeres por robar 100.000 euros a un matrimonio con alzheimer al que no daban de comer

Las víctimas presentaban un acusado estado de desnutrición y deshidratación.

ALICANTEActualizado:

Dos mujeres han ingresado en prisión provisional por supuestamente robar 100.000 euros y joyas al matrimonio que cuidaban con alzheimer en Elche (Alicante), que además presentaba un acusado estado de desnutrición y deshidratación.

Junto a las dos detenidas, españolas de 24 y 32 años, ha sido arrestado la pareja de una de ellas, un marroquí de 34 años, que era quien se encargaba de la venta de las joyas en un establecimiento de compra-venta de oro.

Esta operación ha sido dada a conocer hoy por el delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Moragues, que ha impartido una charla sobre seguridad a mayores en una residencia de ancianos de Alicante (Ballesol), donde ha estado acompañado por el nuevo subdelegado del Gobierno en la provincia alicantina, José Miguel Saval.

Según Moragues, la pareja víctima es un matrimonio de 77 y 82 años con alzheimer, quienes padecían una falta de atención por parte de las cuidadoras, de acuerdo con el informe de los médicos.

Las dos mujeres administraban los fondos económicos de la pareja y para tratar de encubrir la falta de dinero y joyas llegaron a presentar una falsa denuncia de robo.

Tanto a estas mujeres como al otro detenido se les atribuyen los presuntos delitos de hurto, estafa, lesiones, simulación de delito y pertenencia a una organización criminal, y tras pasar a disposición judicial las dos primeras han sido enviadas a la cárcel.

Moragues ha señalado que la operación de Elche refleja la vulnerabilidad de las personas mayores, y ha apelado a los familiares para que vigilen con quien dejan a sus familiares.

En Alicante, la Policía Nacional ha ofrecido más de 125 charlas orientadas a los mayores, a las que han asistido más de 5.500 personas.

Entre los delitos más comunes de que son víctimas los mayores están, según Moragues, los tirones y engaños en la calle, las estafas telefónicas para tratar de conseguir datos bancarios y las sustracciones al descuido.