El Procurador del Común de Castilla y León, Javier Amoedo
El Procurador del Común de Castilla y León, Javier Amoedo - F. HERAS
Política

El pleno del Procurador del Común, marcado por las críticas de Puente a la institución

Salamanca acoge la cita monográfica en la que Amoedo dará cuenta de su informe

VALLADOLIDActualizado:

El Procurador del Común de Castilla y León, Javier Amoedo, afrontará el miércoles en Salamanca la que probablemente sea su última defensa del Informe Anual ante las Cortes de Castilla y León en medio del «ruido» parlamentario generado por las críticas socialistas hacia su independencia.

Según han explicado a Efe fuentes de esta institución, lo hará centrado en el contenido del informe y ajeno a las declaraciones que en las últimas jornadas se han sucedido a raíz de que emitiera una resolución en la que pedía al Ayuntamiento de Valladolid que motivara su negativa a abrir un expediente sancionador contra un concejal por no abstenerse en un proceso de contratación en el que participaba su cuñada.

A raíz de esta resolución y las críticas del PP contra el alcalde vallisoletano, Óscar Puente, éste realizó unas declaraciones en las que cuestionó la independencia de Amoedo, a quien vinculó directamente con el PP.

Tras las sesiones parlamentarias que en 2016 y 2017 llevaron a las Cortes a León y Burgos, respectivamente, el próximo miércoles será el Palacio del Arzobispo Fonseca de la capital salmantina el que acogerá el debate sobre un informe del Procurador del Común que pretende homenajear así a la Universidad de Salamanca por su VIII Centenario.

En una jornada que suele ser más protocolaria que de fondo, ya que el informe fue presentado ante el Parlamento autonómico hace semanas y su contenido ya es público, el debate de este año se presenta más caldeado que de costumbre por el enfrentamiento surgido a raíz de las palabras de Puente.

De hecho, tras la última reunión de la Mesa y la Junta de Portavoces, todos los representantes de los grupos parlamentarios que comparecieron ante los medios de comunicación, salvo el del Socialista, alabaron el trabajo desarrollado por el Procurador del Común, aunque han considerado lógica la renovación de este cargo, que lleva en funciones desde más de hace un año.

En la última comparecencia de prensa en la que ha hablado del tema, el líder autonómico del PSOE, Luis Tudanca, acusó al PP de «no querer renovar» a Javier Amoedo como Procurador del Común, a pesar de llevar en funciones más de un año, «por interés partidista» y afirmó que esta decisión pone «más en riesgo la institución» que las críticas hacia sus resoluciones.

El Procurador del Común de Castilla y León recibió en 2017 un total de 3.888 quejas, 1.361 más que el año pasado, un aumento del 35 por ciento donde la Consejería de Fomento y Medio Ambiente atesoró la mitad del total de reclamaciones (52%).

Además de todas estas quejas presentadas, la institución actuó en veintiuna ocasiones de oficio, lo que aumentó el número total de expedientes abiertos en 2017 a 3.909, de los cuales el 75 por ciento de las quejas de parte fueron aceptadas, mientras que las de oficio lo fueron en su totalidad.

Distribuidas por provincias, Zamora fue la que más número de quejas registró, con un total de 912 (22%), debidas en su mayoría a las protestas presentas por ciudadanos y asociaciones de vecinos en relación a la carretera de Porto.

Una infraestructura que también ha provocado la presentación de numerosas quejas (737) provenientes de la Comunidad de Galicia ya que, «aunque se han producido avances» en la solución por parte de la Consejería de Fomento de las demandas de los ciudadanos, «han ido surgiendo nuevos problemas» que los vecinos han trasladado nuevamente al Procurador del Común.

La segunda de las áreas donde se han registrado más quejas ha sido la de Función Pública (17%), seguida de Régimen Jurídico de Castilla y León, Bienes y Servicios Municipales (10%) y Medio Ambiente (5%), lo que convierte a la Consejería de Fomento y Medio Ambiente en la perceptora del 52 por ciento de las quejas.