España

Sánchez desafía a la gestora del PSOE con otro acto en Asturias

Contento por su reaparición el sábado en Valencia, viajará en diciembre al feudo de Javier Fernández

Javier Fernández y Sánchez durante la toma de posesión del primero como presidente de Asturias en julio de 2015
Javier Fernández y Sánchez durante la toma de posesión del primero como presidente de Asturias en julio de 2015 - ABC

Pedro Sánchez se dice contento por cómo discurrió el sábado su reaparición en Valencia (Xirivella y Sueca) ante un millar de militantes del PSOE que le recibió al grito de «¡presidente, presidente!» y coreando el «¡no es no!», aseguran sus fieles.

Tanto que, según ha podido saber ABC, el exsecretario general del PSOE ya prepara un segundo encuentro territorial «antes de fin de año» y nada menos que en Asturias, el feudo del presidente de la gestora socialista, Javier Fernández.

En julio de 2014, la asturiana junto a la extremeña fueron las dos únicas federaciones en las que Eduardo Madina ganó las primarias al triunfante Sánchez; en el caso asturiano por un 46% del voto de los afiliados para el vasco, frente a un 33% del madrileño, gracias al apoyo expreso de Fernández a Madina.

Pero, hoy en día, el presidente de la gestora está teniendo serios problemas de liderazgo dentro de una Federación Socialista Asturiana (FSA) en pie de guerra por el tumultuoso Comité Federal del 1 de octubre que acabó con la defenestración de Sánchez y el posterior giro del «no» a la abstención en la investidura de Mariano Rajoy.

El «no es no» había resonado abrumador previamente en las asambleas de las agrupaciones asturianas y Sánchez quiere aprovechar ese caudal de legitimidad en su segunda aparición -pendiente de fecha y agenda- para poner en apuros a una gestora a la que tiene en su punto de mira.

De hecho, el sábado en Xirivella lanzó un dardo envenenado a Fernández, a quien considera un mero títere de la estrategia de Susana Díaz para hacerse con el control del PSOE: «Vuestro tiempo se acabó», dijo el exsecretario general a la gestora, a la que exige «un congreso ya» para acabar con la interinidad y falta de rumbo y liderazgo.

Madina estuvo ayer en Asturias, en un acto organizado por la Agrupación Socialista de Taramundi, dentro de los actos de celebración de su 25 aniversario, bajo el título «Un PSOE necesario para España» y replicó a quien fue su rival en primarias hace dos años que lo que necesita el PSOE es reflexión, no prisas.

El ex líder viaja a México

El vasco recordó que Pedro Sánchez logró tanto el 20-D como el 26-J, sucesivamente, los peores resultados del PSOE en unas elecciones generales.

El partido «necesita tiempo» tras dos derrotas «estrepitosas» y Javier Fernández lo está haciendo muy bien. «Ha aportado serenidad, nos ha dado verdad y coherencia, y nos ha permitido reencontrarnos con todos nuestros principios y valores», señaló Madina.

Los barones, los cuadros y la «vieja guardia» del PSOE todavía están digiriendo la «osadía» de Sánchez de sondear a la militancia sobre su vuelta.

Les sorprende que no asuma que, en la cultura de ese partido, cuando un secretario general dimite no vuelve; «el PSOE no puede ir marcha atrás», por utilizar la expresión utilizada por el presidente castellano-manchego, Emiliano García-Page el mismo sábado.

Creen, además, que quien ya no puede garantizar la «unidad» pedida en Xirivella es el mismo Pedro Sánchez porque «ha propiciado el mayor enfrentamiento del partido en 40 años de democracia», dicen.

A la espera de conocerse la fecha del acto en Asturias, el exlíder tiene previsto viajar hoy a México donde mañana participa en el panel «Gobiernos progresistas y poder ciudadanos», del seminario sobre movimientos progresistas que se celebrará entre el 29 de noviembre y el uno de diciembre en México D.F.

Ayer, la secretaria general de los socialistas vascos, Idoia Mendia, defensora acérrima de Sánchez hasta hace escasas semanas, cuando se sumió en un silencio orgánico para no perjudicar una posible «tercera vía» de Patxi López al liderazgo del partido, matizó al exsecretario general diciendo que hace falta convocar un congreso cuanto antes pero «en condiciones».

A juicio de Mendia, el PSOE «tiene que tener un proyecto de partido y de país para ofrecer al conjunto de España», al tiempo que ha instado a los socialistas «a relanzar ese afán por convivir juntos, como país plural» dentro del actual marco constitucional.

«Después vendrá el debate sobre quién encabece o lidere ese proyecto», recalcó sin entrar en detalles. El congreso «se tiene que hacer cuanto antes, pero se tiene que hacer en condiciones».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios