España

¿Justicia o ensañamiento contra Rita Barberá?

Los grupos políticos en el Senado se enfrentan sobre la forma en que debe ser tratada la senadora, pendiente de ser imputada

Pedro Sanz (PP), arriba a la izquierda; debajo, Santiago Vidal (izq.) y Francisco Javier A legre (dcha.). De arriba abajo, Óscar López, Maribel Mora y Jokin Bildarratz.
Pedro Sanz (PP), arriba a la izquierda; debajo, Santiago Vidal (izq.) y Francisco Javier A legre (dcha.). De arriba abajo, Óscar López, Maribel Mora y Jokin Bildarratz. - EFE

¿Merece Barberá uncastigo ejemplar?¿Es justo y necesario aplicarle el reglamento a rajatabla para dejarla sin asignación económica si no acude a sus obligaciones, o suspenderla cautelarmente de su cargo, como proponen los partidos de oposición?¿Por qué no se ha actuado igual con otros senadores en sus mismas circunstancias? ¿Está habiendo ensañamiento en su caso? Estas y algunas otras preguntas enfrentaron ayer en el Senado a los distintos grupos políticos representados. Podemos pidió que se aplique el reglamento de esta Cámara para dejar sin asignación economica a Rita Barberá si no asiste a sus obligaciones como senadora. Una propuesta que apoyan ERC y PSOE.

Pero este último partido, además, estudia ya pedir la suspensión cautelar de Barberá como senadora cuando llegue el suplicatorio del Supremo, según explicó ayer el portavoz socialista Óscar López. Una postura la suya que fue muy criticada desde el PP, donde recordaban los «meses que se pasó Griñán, ya imputado por los EREs, paseando por la Cámara Alta» sin que entonces se actuara con tanta celeridad , recuerdan. El vicepresidente del Senado, Pedro Sanz, le recriminó que, siendo portavoz del PSOE, no hubiera acudido a la junta de portavoces -pese a lo cual, recordó, «va a cobrar lo mismo por ello»- pero sí a hacer declaraciones a la prensa a la puerta de la sala donde se celebraba esta reunión.

La actitud ante Barberá dividió a los partidos en el Senado. PSOE, Podemos y ERC coincidieron en mantener una postura dura ante la senadora, mientras que PNV, Ciudadanos y PP pugnaban porque recibiera «el mismo trato» que cualquier otro en su caso. Jokin Bildarratz, portavoz de PNV, lo explicó claramente: «Hay que esperar el suplicatorio por parte del Supremo» porque «tampoco vamos a hacer (con ella) algo especial que no se haya hecho en otros casos» sino que debería recibir «el mismo trato que se ha dado a otros senadores en circunstancias parecidas».

El senador Francisco Javier Alegre (C’s), portavoz del mes del grupo mixto, también pidió esperar al suplicatorio para actuar porque hasta ahora «no tiene nada que la inhabilite como senadora», por lo que, a su juicio, entrará también en la rotación de portavocías y el reparto de comisiones de este grupo. Algo en lo que no está de acuerdo el senador de Compromís -e integrado en el mixto-, Carles Mulet.

Desde el PP, el senador Javier Arenas protestó porque el PSOE quiera dar «un trato distinto» a Barberá del que se ha dado a otros senadores en su situación. Lo recordó también el vicepresidente del Senado Pedro Sanz: «Hay otro senador con suplicatorio concedido y no se les ha ocurrido quitarle el sueldo»; se refiere a Iñaki Goioaga, de EH-Bildu. Otras fuentes populares recordaban los meses que el senador José Antonio Griñán (PSOE), ya imputado por el caso de los ERE, «se paseaba por el Senado» sin que nadie instara a aplicarle el reglamento.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios