Isolux fue una de las empresas que entró en concurso de acreedores en 2017
Isolux fue una de las empresas que entró en concurso de acreedores en 2017 - ABC

Los concursos de acreedores en España se estabilizaron en 2017, según PwC

El número de concursos descendió un 0,4% hasta las 3.943 insolvencias

MadridActualizado:

La actividad concursal de las empresas en España permaneció estable durante 2017, cuando el número de concursos descendió un 0,4% hasta las 3.943 insolvencias (95 de ellas en Canarias), unos niveles del inicio de la crisis que consolidan la tendencia registrada en los últimos trimestres.

Según el baremo concursal 2017 elaborado por la consultora PwC a partir de datos publicados en el Boletín Oficial del Estado (BOE), el Mediterráneo y el centro peninsular fueron las áreas con mayor volumen de procedimientos, el 66%, si bien destaca el avance registrado por Madrid, con un repunte del 16% respecto a 2016.

En total, cien casos más de los que el documento destaca el del grupo de ingeniería y construcción Isolux Corsan, cuyo Consejo de Administración abrió el pasado 4 de julio la vía del concurso voluntario -uno de los mayores de la historia empresarial española- con una deuda de 1.675 millones de euros.

También Murcia, con un incremento del 70%, se ha visto afectada por la situación de insolvencia de once empresas pertenecientes al Grupo Polaris, uno de los motores de la promoción inmobiliaria en la zona durante el «boom» inmobiliario.

Mejor evolución, en cambio, para Barcelona, provincia que mayor reducción experimentó en 2017, año en el que los procedimientos cayeron el 14%. En última posición se encuentran las regiones del sur -Andalucía, Canarias, Ceuta y Melilla- con un peso del 13 por ciento.

Por actividad, las empresas más castigadas procedían del sector servicios (27% del total); del de distribución y comercio (20%) y de la construcción (14%).

Especial atención en el ámbito inmobiliario (13%), en el que las insolvencias se redujeron el 12 % en los últimos doce meses, al pasar de las 603 de 2016 a 568.

Todo lo contrario que en el financiero, donde aumentaron el 26%, el sanitario (25%), el agrícola (21%), el textil (20%) y el del transporte (19%).

A tenor de los datos, las empresas concursadas durante el último año son más grandes que las de 2016, habiendo incrementado el tamaño medio de su activo en torno al 6%, y dejaron un 20% más de trabajadores afectados principalmente por la situación de compañías con una gran plantilla como Segur Ibérica.

En referencia al tipo de procedimiento, el baremo resalta la bajada de los procedimientos declarados como necesarios, los cuales han retrocedido el 27% hasta los 276, frente a la subida del 2% de los concursos voluntarios (3.667).