52 Super Series

Un veloz "Azzurra" impide la barrida de "Quantum"

El barco de la familia Roemmers gana la Egnos Cascáis Cup gracias a su excelente velocidad en el final de temporada

Un veloz "Azzurra" impide la barrida de "Quantum"

Azzurra impidió el pleno del Quantum Racing en la temporada 2016 de 52 Super Series. El barco de la familia Roemmers ganó hoy la Egnos Cascáis con una exhibición de control en la última manga del día sobre el barco norteamericano. Azzurra ha terminado la temporada a lo grande con cuatro triunfos en las ocho mangas disputadas en aguas del Atlántico. Sled acompaña a italoargentinos y americanos en el podio de Cascáis. El barco de Takashi Okura se ha mostrado muy fuerte en la regata lusa con un trimado del barco excelente para las condiciones de poco viento reinantes y merece plenamente estar en el cajón de la regata.

Por lo que hace referencia a la temporada, el ganador del circuito ha sido el Quantum Racing por delante de Azzurra, segundo, y tercero ha sido el Rán Racing de Niklas Zennström que luchó hasta la última popa con el Platoon y el Provezza por esa posición. El armador sueco también se lleva el trofeo de 2016 al mejor armador-caña de la temporada por delante del Platoon de Harm Müller-Spreer y del Bronenosec de Vladimir Liubomirov.

Azzurra, no hay duda, ha sido el protagonista del final de temporada. La curva de mejora de su barco en la segunda parte de la temporada ha sido impresionante. Sólo un dato. Entre las mangas del 52 World Championship y las de Egnos Cascáis Cup han ganado nada menos que nueve de las 18 mangas disputadas. El barco liderado por Guillermo Parada y Vasco Vascotto ha terminado la temporada cargado de confianza y de velocidad en el velero y eso es muy importante para ellos ya que la temporada 2017 comienza en menos de tres meses en aguas de Key West.

Quantum también sale de Cascáis henchido. Ha sido, sin duda, el barco de la temporada. A los rivales les ha hecho falta cinco regatas para apartarles de lo más alto del cajón. Las cuatro primeras: Scarlino, Porto Cervo, Puerto Portals y Mahón las ganó con holgura demostrando que eran el barco a batir y haciendo siempre unos resultados sólidos sin permitirse posiciones retrasadas. Ha ganado doce mangas durante la temporada, sólo una más que Azzurra, pero su consistencia en los resultados le ha llevado a un más que merecido triunfo, su tercer entorchado en 52 Super Series tras los conseguidos en 2013 y 2014.

La jornada de hoy ha estado marcada por la emoción en las dos mangas disputadas. Ha sido un ‘marcaje al hombre’ el que Azzurra ha sometido al velero de Doug DeVos y que al final ha sido suficiente para que los italoargentinos hayan hoyado por primera vez en la temporada el cajón más alto del podio. Y eso que en la primera de las dos mangas que se disputaron puntuales con viento del sur Quantum logró el triunfo parcial y, además, consiguió que Platoon se metiera en medio de la lucha de los dos ‘gallitos’ de las 52 Super Series.

Así llegaban a la última manga de la temporada, la que hacía el número 45, con las espadas en todo lo alto. Pero Azzurra hizo una primera ceñida impresionante, no sólo marcando a Quantum que lo tenía a sotavento por estribor, sino también con la velocidad suficiente como para llegar en primera posición a la baliza de barlovento. Allí, Quantum Racing tuvo problemas de compromisos y terminó pasando quinto por la boya ya casi despidiéndose del triunfo en Cascáis. Azzurra ya tuvo una regata triunfal y se proclamó vencedor de la Egnos Cascáis Cup.

Ed Reynolds, Project Manager del Quantum, explica: “Lo más importante de la temporada ha sido no hacer resultados malos. Estar siempre entre los mejores. Nunca fuimos lentos entre la flota en todas las condiciones de la temporada. No hemos ganado muchas más regatas que el resto, pero raramente hemos hecho resultados peores del cuarto puesto. Ese ha sido nuestro el secreto”.

Vasco Vascotto, táctico del Azzurra, explica: “Ahora estamos más cerca, pero Quantum sigue delante. Nos encontramos a un paso de ellos. Tenemos tanto trabajo por delante este invierno que no podemos parar. Hay que ver dónde estamos todos y si somos inteligentes en el invierno comenzaremos con un buen barco la próxima temporada. Por absurdo que parezca estamos este final de temporada más centrados que el año pasado aquí en Cascáis cuando ganamos la temporada, pero veníamos de perder las dos últimas regatas. El año pasado estábamos delante o lo pensábamos y ahora estamos detrás y lo sabemos”.

David Vera, runner del Azzurra, sostenía al final de la regata de los nueve triunfos en las últimas 18 mangas disputadas: “La verdad es que la recta final de la temporada hemos mejorado mucho el barco, sobre todo en el área de velas con un gran trabajo de Michelle Bella y de todo el equipo. Hemos conseguido la velocidad que queríamos, hemos navegado muy bien con dos buenas salidas y el barco va bien. Ha sido una buena semana. Acabar así con vistas a la próxima temporada da un poco más de ánimos ya que llevábamos un año que no encontrábamos el sitio. Empezamos el año sin la velocidad del año anterior y nos dimos cuenta de que había que trabajar y arriesgar, pero hemos acertado la dirección para sacar la velocidad del barco. Ganar en Cascáis es la guinda a un año no muy bueno y nos da mucho ánimo”.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios