Santiago Luna posa orgulloso con el trofeo ganado en Alenda
Santiago Luna posa orgulloso con el trofeo ganado en Alenda - RFEG
GOLF

Santi Luna sigue con el carácter del Tigre

El madrileño, que ganó a Tiger Woods en 1998, reeditó su título de campeón de España senior

MadridActualizado:

El golf, con su gran longevidad, permite que los jugadores se mantengan en activo durante casi toda la vida. Y cuando se habla de Santiago Luna, al que le salieron los dientes en el club de Puerta de Hierro, donde trabajaba su padre, esa frase se torna en afirmación. Ejerció de caddy, se hizo profesional a los veinte años y, desde entonces, se ha convertido en un jugador modélico. A sus 55 años ha disputad0 682 torneos europeos (593 del European Tour, 61 del Senior y 28 del Challenge) y ha cosechado triunfos en todos ellos.

En la máxima categoría obtuvo el Open de Madeira (1995); en la de veteranos en Escocia (2013), Handa PGA (14) y Finlandia (17) y en la de formación en Les Bulles (88). Fuera del circuito, sus mayores éxitos individuales los logró en Marruecos, donde se impuso en tres ocasiones en el Trofeo Hassan II, y en los campeonatos de España, que ganó otras tantas veces.

Sin embargo, la imagen que siempre se viene a la memoria al hablar del madrileño es la de su victoria ante Tiger Woods en 1998. Se disputaba la semifinal de la Dunhill Cup entre España y Estados Unidos en la mítica sede de St. Andrews y el azar quiso que Luna tuviera que medirse al número uno mundial, aunque a priori no era el más potente del equipo hispano. Pero sus compañeros José Mari Olazábal y Miguel Ángel Jiménez nunca dudaron de sus fuerzas y le apoyaron a tope, sobre todo cuando se materializó su triunfo por un golpe ante el Tigre. Gracias a su punto España pasó a la última ronda y pudo disputar la final ante Sudáfrica, que el último día acabó con el sueño hispano.

Ese carácter competitivo no lo ha perdido nunca Santi. A lo largo de su dilatada carrera ha tenido buenas temporadas en el circuito Europeo (en doce acabó entre los 100 primeros) y otras más flojas, lo que le obligó a pasar en otra docena de años por la escuela para recuperar su tarjeta. Ostenta además el récord de ser el más veterano en obtener los derechos de esta manera, a los 45 años.

Uno de los jugadores más carismáticos del PGA Tour, Rocco Mediate, comenta que «el que te ha ganado de joven al golf te va a volver a ganar de viejo, o sea que solo queda preparate al máximo para que no lo vuelvan a hacer». Y esta máxima la lleva perfectamente Luna a la práctica, pues está consiguiendo superar en esta última etapa a aquellos que le dominaban en el pasado. Además de sus tres éxitos en el Senior Tour (el último el pasado verano en Finaldia), acaba de conseguir su segundo campeonato de España de la categoría en Alenda (Alicante). Para hacerlo, tuvo que imponerse a sus conocidos de toda la vida Juan Quirós y Pedro Linhart, también con triunfos continentales en sus historiales. No hay duda de que el que tuvo, retuvo.