STATISTA

WhatsApp se come a Snapchat en el fenómeno del «story»

La mensajería efímera, aquella que permite que el contenido desaparezca pasado un tiempo, es la gran tendencia móvil de la actualidad y, después de copiar la idea, Facebook y sus servicios WhatsApp e Instagram rompen récords de uso

MADRIDActualizado:

La historia se repite. El pez grande se ha comido, de nuevo, al pez pequeño. O, en este caso, al pez-fantasma. Porque Snapchat, el servicio de mensajería precursor de los mensajes que desaparecen al cabo de un tiempo, se ha quedado relegada a un segundo plano en el crecimiento y consolidación del fenómeno «Story». [ Gráfico elaborado por Statista]

Los usuarios lo tienen claro; las «historias» convencen. Compartir una imagen o un mensaje que se borra automáticamente a las 24 horas de publicarse es una opción cada vez más recurrente. Snapchat, uno de los «inventores» de llevar al mundo móvil esta idea, ha sido desplazado por el gigante Facebook, que en sus servicios Instagram y WhatsApp ha logrado hacerlos muy populares.

Snapchat, con todo ello, se ha estancado en el último año, según los últimos datos conocidos. En la actualidad, la «app» suma unos 191 millones de usuarios en todo el mundo -primer trimestre de 2018- pero con un crecimiento más bien plano en comparación al año anterior. En el último trimestre, atendiendo a su balance fiscal, se ganado 4 millones de nuevos seguidores. Agosto de 2016 fue el punto de inflexión. Entonces, Facebook decidió trasladar esta experiencia a la aplicación de imágenes Instagram.

En un acontecimiento inesperado, la función Instagram Stories triunfó al poco tiempo de estar disponible. A finales de ese mismo año ya había superado a Snapchat. Pero con su llegada a WhatsApp en febrero de 2017, la mensajería efímera de Facebook ha roto moldes. El servicio WhatsApp Status -que así se denomina en esta aplicación- cuenta en la actualidad con unos 450 millones de usuarios activos mensuales, según los datos conocidos a través del informe de resultados económicos trimestral presentado recientemente por Facebook, la empresa matriz.

No hay razón para extrañar estas cifras, puesto que solamente WhatsApp suma unos 1.500 millones de personas registradas en todo el mundo, lo que significa que uno de cada tres personas lo utilizan con frecuencia. Algo que ha potenciado la propia compañía que, desde el mismo momento en que estuve disponible esta función, se ha venido mejorando y añadiendo nuevas características. Para analizar también su consolidación solamente hay que comprobar que en noviembre, hace unos seis meses, los servicios Instagram Stories y Whatsapp Status sumaban unos 300 millones de usuarios. Ahora, se estima que unos 750 millones de usuarios.

En previsión de esta situación, Snap -compañía propietaria de Snapchat- se apresuró a salir a bolsa intentando mantener su posición económica, aunque ,a jugada no le ha salido del todo bien al caer hasta un 15% su valoración bursátil. En este periodo ha ingresado unos 230 millones de dólares en comparación con los 245 millones de dólares registrados anteriormente. Por si fuera poco, la percepción acerca de que el servicio no ha logrado amarrar a las nuevas generaciones. Paradójico: la misma empresa que intentó comprarla en su momento (Facebook) ha empezado a acabar con ellas.