Vídeo: Después de dar diversas versiones sobre lo ocurrido, "el chilcle" se niega a declarar ante la jueza - ATLAS

«La arrojé al mar en Taragoña», contó El Chicle en su primera versión a la Guardia Civil

José Enrique Abuín, tras ver a su mujer en el calabozo, admitió por primera vez haber matado a Diana Quer

Actualizado:

José Enrique Abuín, «El Chicle», negó cualquier relación con la muerte de Diana Quer en la primera versión de los hechos que facilitó a la Guardia Civil al ser detenido el pasado viernes. Sólo reconoció entonces que intentó robar el teléfono a una mujer en la localidad de Boiro (La Coruña) el día de Navidad.

Cuando tras ser arrestado vio a su mujer en los calabozos, en la comandancia de La Coruña —la Guardia Civil les hizo coincidir—, El Chicle se vino abajo. «Ella no tiene que estar aquí», dijo. «Pues eso depende de ti», le contestaron.

Por primera vez confesó entonces que había matado a Diana Quer accidentalmente, dando marcha atrás con el coche cuando estaba aparcado cerca de la zona de los feriantes en A Pobra do Caramiñal (La Coruña). Según confesó en esa primera versión, había ido hasta allí, según él, para ver si podía robar gasoil a los camiones de los feriantes.

Al escuchar el golpe, vio el cuerpo de la chica bajo el vehículo, argumentó El Chicle. Dice que se asustó y que subió a Diana al asiento delantero del coche. Según su versión, que contó verbalmente a los investigadores, la joven ya estaba muerta.

Abuín, que estaba en libertad condicional, se asustó. Y entonces decidió llevar a Diana a una zona de monte entre el polígono de A Pobra y la autovía. Acto seguido se marchó a su casa.

Más tarde, El Chicle comentó a los agentes que recapacitó y volvió al lugar donde la había dejado a buscarla. Desde ahí se trasladó al puerto de Taragoña y la arrojó al mar.