El Parlamento de Cataluña en un pleno reciente
El Parlamento de Cataluña en un pleno reciente - EFE

El Parlamento de Cataluña, camino de ser de nuevo la cámara autonómica más cara

Todas las formaciones menos los Comunes y la CUP apoyan un presupuesto de 61 millones de euros

BarcelonaActualizado:

El Parlamento de Cataluña ha aprobado este miércoles su presupuesto para el año 2019. En total, la cámara autonómica tendrá a su disposición de 61 millones de euros (7 millones más que en 2018), con ellos se convertirá, previsiblemente y a la espera de conocer los presupuestos para el próximo año de los demás legislativos, en el parlamento regional más caro, seguido de lejos por los de Andalucía y el País Vasco.

Desde el independentismo que gobierna la Generalitat se ha valorado la aprobación de las cuentas como un éxito. En una intervención durante el pleno, el vicepresidente primero de la Cámara, el neoconvergente Joaquim Costa, ha afirmado que los presupuestos del Parlament son «un exponente» de la «soberanía» de la institución. Todas las formaciones, con las únicas exepciones de la CUP y los comunes han respaldado las cuentas sin fisuras.

Lejos del presupuesto de 2008

«Esto demuestra que hemos hecho un esfuerzo para revertir el período de austeridad que todavía sufrimos. Sin embargo, en términos absolutos los números no son todavía comparables con los mejores presupuestos, como en 2008, cuando se tuvieron 72 millones de euros», ha añadido Costa antes de destacar que el incremento salarial de los diputados es inferior al IPC, al aumento de sueldo de los funcionarios y al de los parlamentarios de Congreso y Senado.

La partida presupuestaria de 2019 para el Parlament asciende a 61.179.000 euros e incluye el aumento del 1,75% del sueldo los diputados. El Parlament también ha aprobado también el presupuesto para otras instituciones como el Síndic de Greuges (algo parecido a un Defensor del Pueblo cuyo presidente cobra más de 120.000 euros), que contará con un montante global de 6.569.000 euros y el del Consejo de Garantías Estatutárias (que cumple funciones consultivas) que dispondrá de 11.364.000.

Por delante de Andalucía y el País Vasco

Previsiblemente, y a falta de las cuentas de 2019 de muchos parlamentos regionales, la cámara que preside el republicano Roger Torrent será de nuevo la más cara. Los otros legislativos tradicionalmente más costosos son el andaluz, que en 2018 tuvo un presupuesto de -incluyendo la partida destinada al Defensor del Pueblo- de 45,8 millones. Por su parte, la cámara vasca dispuso el año pasado de un presupuesto de 33,5 millones, la mitad de los cuales se destinaban a personal.