Laura Escanes, mujer de Risto Mejide
Laura Escanes, mujer de Risto Mejide - Gtres

Instagramers catalanas se pronuncian, al fin, sobre el conflicto independentista

Algunas como Laura Escanes, Dulceida o Paula Gonu han decidido dar su opinión ante las contínuas críticas por parte de usuarios de la red social por el hecho de que se mostrasen impasibles ante el caos político tras el referéndum

MadridActualizado:

Todo comenzó con un tuit publicado por Natalia Ferviú, estilista del programa «Cámbiame», en el cual criticaba de forma genérica a todas aquellas blogueras de moda que utilizan las redes sociales para compartir secretos de estilo y looks diarios dando publicidad a numerosas firmas, además de fotografías personales, las comúnmente conocidas como «instagramers».

La estilista, visiblemente preocupada por las posibles consecuencias durante el día en que los nacionalistas burlaron los límites de la democracia, decidió publicar un mensaje a través de su perfil de Twitter en propio 1-O en el que criticaba la pasividad de las influencers. «Y hoy, ¿dónde están los 'influencers'? Está muy bien que promocionemos zapatillas y relojes, pero hoy nos toca promover la paz», escribió Ferviú junto al hashtag «vergüenza».

Ante esto, muchos usuarios de la red social entraron en debate apoyando y criticando la actuación de algunas de las instagramers tan conocidas como Laura Escanes, mujer de Risto Mejide, o Dulceida. «Hoy debería ser un día para decir NO a la violencia. No para hablar de "influencers" o recriminar nada a nadie», «La mayoría no pasan de cartel publicitario, influyen en personas de 14 años, pero no cambian el mundo, lo adornan y es una gran pena».

Tras la polémica, algunos de los rostros más conocidos dentro de las redes sociales se han ‘mojado’ y han expresado públicamente su opinión sobre el conflicto político que asola a Cataluña y a España en general. Una de las primeras ha sido Laura Escanes, quien ha recurrido a un video corto para apoyar una imagen en la que aparece uno de los 300.000 personas que según la Guardia Urbana acudieron en protesta por la acción de la policía durante el 1-O manifestante portando una pancarta en la que se puede leer: «No quiero la independencia, pero no quiero quedarme en casa mientras golpean a mi pueblo».

Así también la instagramer Dulceida ha subido varios Stories en los que ha confesado: «Sufro como todos, porque nada justifica la violencia. El domingo no podía parar de llorar al ver esas imágenes. Me parecen algo inhumano. No me he despegado de Twitter estos días y creo que nadie, ante lo que está pasando, se callaría por perder seguidores».

Instagram

Al igual que su compañera de profesión Paula Gonu, quien decidió ser un poco más extensa en su declaración y subió un vídeo a Youtube en el que denunciaba «los mensajes que se lanzaban seguidoras mías catalanas y no catalanas. Me ha dolido mucho el odio de algunas personas insultando a otras».