Madrid

Poner el transporte público gratis por alta contaminación costaría 4 millones al día

Al coste de la medida se añadiría la cantidad que habría que devolver a los usuarios con abono transporte

Un aspecto del cielo de Madrid cubierto de contaminación, tomada a comienzos de noviembre
Un aspecto del cielo de Madrid cubierto de contaminación, tomada a comienzos de noviembre - ISABEL PERMUY

La petición de PSOE y Ahora Madrid en el Ayuntamiento madrileño de establecer la gratuidad del transporte público en episodios de alta contaminación supondría un coste de cuatro millones de euros por día, según cálculos de la Consejería de Transportes. Esta cantidad incluye la devolución de dinero que habría que realizar a los usuarios con abono transporte.

El pleno municipal volvió a ratificar ayer lunes, con los votos de las dos formaciones políticas antes señaladas, su intención de instar al Consorcio Regional de Transportes a que establezca la gratuidad del transporte público en el momento en que se active el «escenario 3» del protocolo anticontaminación, que restringe el tráfico de vehículos en función del número par o impar de las matrículas.

De acuerdo con los cálculos de los responsables regionales del transporte, esta medida supondría un coste de 4 millones de euros cada día que se aplicara. Concretamente, desglosan esta cifra de la siguiente manera: dos millones son del coste de la explotación del servicio, y los otros dos irían a abonar la parte proporcional del coste del abono que habría que devolver a todos los usuarios con este título de transporte por no habérsele cobrado ese día el servicio.

La presidenta regional, Cristina Cifuentes, rechazó este lunes la posibilidad de que el transporte público sea gratuito en días de alta contaminación por su elevado coste y por considerarlo una propuesta cargada de «demagogia». Desde el PSOE en el Ayuntamiento le respondieron recordando que también tienen coste otras medidas como el abono para jóvenes a 20 euros, que la jefa del Ejecutivo regional puso en marcha al llegar al cargo.

Desde el Gobierno local, la concejal de Movilidad y Medio Ambiente, Inés Sabanés, insistía en que «sí se puede estudiar en casos excepcionales con todo el conjunto del Consorcio una medida de estas características. En todo caso sería excepcional», ha insistido Sabanés.

Los viajes en Metro rondan al año los 563,3 millones, mientras que los que se realizan en autobuses de la EMT son 402,2 millones anualmente. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, aseguraba este lunes que «el transporte público gratis no es viable» y que, en los episodios de contaminación, «la restricción del tráfico se debe hacer de una forma más organizada y alertando a la población con 24 horas de antelación», en una entrevista con el diario 20Minutos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios