Salvatore Adamo, el gran cantante italiano
Salvatore Adamo, el gran cantante italiano
Entrevista

Salvatore Adamo: «Es fácil parecer machista»

El cantante italiano interpretará sus grandes clásicos esta noche en el Teatro Nuevo Apolo

MADRIDActualizado:

Hay gente con suerte, que se tira toda la vida sin trabajar y solo se gana la vida dedicándose a su hobby favorito. El gran Salvatore Adamo es uno de ellos, un hombre que ha vivido y vive de su amor por la música, y de su amor por el amor. Sus días de mayor gloria, en aquellos setenta en los que volvía tan locas a las quinceañeras como a las jubiladas, quizá queden ya algo lejanos. Pero 53 años después de su debut, el artista de Comiso (Italia) sigue siendo un portento vocal con una intacta capacidad para emocionar a cualquier patio de butacas que se le ponga por delante.

Este lunes, el autor de himnos como «Cae la Nieve», «La Noche», «Un Mechon de Tu Cabello” o «Tenez vous bien» («Mi gran noche» en la versión española, que Raphael no pudo evitar intentar apropiarse) subirá al escenario del Teatro Nuevo Apolo (21h., 52€) para demostrarlo.

-Ha hecho una intensa promoción en España. ¿Cómo ha sido su reencuentro con nuestro país?

-Me sorprende que sigáis teniéndome en cuenta, a pesar del tiempo que he estado ausente. Me emociona mucho.

-¿El año pasado prometió un nuevo disco en español, ¿qué ha pasado?

-Sí, lo dije. Pero hace mucho que no grababa nada en español, y me está costando empezar. Creo que este año sí será el momento.

-¿Ha actualizado su forma de componer con los años?

-Lo intento. Por ejemplo, tengo una canción nueva que habla sobre internet. Creo que por su culpa no podemos esconder nada, hay una especie de autoridad superior que lo sabe todo sobre nosotros, que te hace sentir como si fueras desnudo por la calle.

-¿Usted maneja las redes sociales?

-Pues no, lo reconozco, ¡jaja! Nunca he escrito un «tuit». Tengo un perfil de Facebook, pero sólo lo uso muy de vez en cuando, para rendir homenaje a los grandes artistas que se mueren, por ejemplo. Sólo para cosas realmente importantes.

-¿Y en cuanto a la canción romántica, ¿qué ha cambiado?

-Algunos estilos de música nuevas son muy agresivos, y no hablan del lado más bonito del amor, como si fuera una ñoñería. Creo que la ternura ahora se expresa con mucho pudor. Pero la juventud necesita la ternura, es algo que reconforta mucho, algo que no deberíamos negarnos.

-Sus viejas canciones solían hablar de amores tortuosos, pero ahora parece un compositor más optimista con el amo.

-Sí, es así. En los sesenta todo era sufrimiento, pero con la edad mis canciones se han hecho más tiernas y sosegadas. Menos mal que ya no sufro tanto ¡jajaja!

-¿Alguna vez le han dicho que una canción suya es machista?

-Pues sí, además ha sido en este viaje a España. Alguien me dijo que «Mi gran noche» tiene una letra un poquito machista, y me sorprendió mucho. Es una canción que escribí en los sesenta, cuando se decían cosas que quizá hoy son machistas, pero entonces eran pura inocencia, te lo prometo. Estoy notando que hay mucha tensión con ese tema últimamente. Ahora hay que tener cuidado con cada palabra que pones en una canción. Si no tienes cuidado, es muy fácil parecer un compositor machista.

-Creo que su concierto en Madrid va a ser más movidito de lo que la gente podría esperar.

-¡Sí! Mi intención es revivir el espíritu de los viejos guateques de los sesenta, que el concierto sea dinámico y bailable, divertido. Tengo muchas canciones ideales para hacer que la noche sea una gran fiesta.