POLÍTICA

«Sanidad ya sabía a quién iba a elegir cuando convocó las plazas de directivo de hospital»

Los aspirantes a los puestos adjudicados a candidatos de Compromís y Podemos critican la «falta de transparencia»

Puerta de acceso al hospital Arnau de Vilanova, en Valencia
Puerta de acceso al hospital Arnau de Vilanova, en Valencia - ROBER SOLSONA

Los candidatos alternativos que se postulan para los cargos directivos de los hospitales públicos de la Comunidad Valenciana denuncian las «trabas» en el proceso de selección por parte de la Conselleria de Sanidad de Carmen Montón.

La primera en criticar esta situación fue la doctora en Psiquiatría Mayte Lázaro, quien optó al puesto de directora del hospital La Fe de Valencia para el que finalmente fue designada la exsenadora del Partido Socialista de Cataluña (PSC) Mónica Almiñana. Se trató de un caso especialmente controvertido -y contra el que ha interpuesto un recurso contencioso- porque no contaba con plaza de funcionaria en la Sanidad valenciana, para lo que Montón tuvo que convocar un concurso «a medida».

[Montón sitúa a candidatos de Compromís y Podemos en la cúpula de dos hospitales]

Tras esta voz, ahora han surgido más. Una de ellas es la de Ignacio Blasco, médico especializado en Geriatría en el hospital Pare Jofré y que optaba a la dirección del centro. Según explica, presentó la documentación requerida «en tiempo y forma», pero en ningún momento le «notificaron nada» del proceso.

La cobertura de plazas vacantes se realiza mediante el procedimiento de «libre designación» (es decir, «a dedo») tras la evaluación de la comisión de valoración. Para cada puesto se constituye un tribunal, cuya lista de miembros ha de ser publicada previamente para que sea consultada por los candidatos y poder presentar alegaciones. En el caso de Ignacio, únicamente se postulaba él como alternativa y, comenta, «nunca» vio publicado su tribunal: «Me enteré del nombramiento definitivo la semana pasada por el Diari Oficial de la Comunitat Valenciana (DOCV) diciendo que se habían reunido en noviembre».

En su opinión, «han impedido a los candidatos tener capacidad de reacción». «No puedo pedir acceso a los documentos de la oposición y ahora tendría que demostrar en un jucio que la información de la web estaba oculta», señala.

«Personas contaminadas»

Junto a él, son otros los profesionales de diferentes hospitales que protestan por los mismos motivos. Dos de ellos, aunque prefieren no identificarse, describen situaciones similares con el tribunal, incluso en la presentación de 5 ó 6 candidaturas.

«Nos han hecho pasar por un proceso para nada, ya sabían a quién iban a elegir. La Conselleria está en su derecho de escoger en los puestos a quien quiera, pero al menos que no nos mientan diciendo que es transparente y que se valora el mérito, porque en mi caso era la única que tenía experiencia en gestión», apunta una de las afectadas. Además, detalla que para la selección del puesto al que optaba, los sindicatos se manifestaron en contra de la decisión y que a algunos de los que se presentaban les llegaron a espetar que eran «personas contaminadas».

Otro de los aspirantes se muestra menos extrañado, aunque también critica el procedimiento: «Yo sabía que esto iba a pasar, me presenté sabiendo que no me iban a dar el puesto, pero quería optar. Es algo incongruente, no ha habido ninguna facilidad, todo lo contrario».

Desde la Conselleria, por su parte, han defendido en todo momento la «legalidad» del proceso y los «profesionales de prestigio» elegidos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios