El presidente Jorge Rodríguez y la diputada Isabel García, en la presentación del programa contra la violencia de género
El presidente Jorge Rodríguez y la diputada Isabel García, en la presentación del programa contra la violencia de género - ABC
Valencia

La Diputación destina 600.000 euros a una Red de municipios creada para luchar contra la violencia de género

El programa tiene por objetivo mejorar las políticas, desarrollar acciones conjuntas entre los ayuntamientos y dotarles de las herramientas necesarias para erradicar esta «lacra social»

VALENCIAActualizado:

«Todo recurso que se destine a la lucha contra la violencia de género es siempre poco». Sin embargo, 600.000 euros anuales es una gran cifra que da esperanza al compromiso de los ayuntamientos valencianos para tomar parte de esa lucha. Así, con el fin de erradicar esta lacra social, Jorge Rodríguez, presidente de la Diputación de Valencia, ha explicado este jueves la creación del programa «Red de Municipios Protegidos Contra la Violencia de Género», que busca la coordinación entre municipios, el desarrollo de acciones conjuntas para conseguir «un espacio protegido» contra este problema.

Esta iniciativa, en la que la Diputación ha trabajado durante cerca de dos años y medio, dotará a los municipios que se adhieran de recursos económicos para que apliquen las herramientas y garantizar el cumplimiento de las acciones enfocadas a la erradicación y prevención de la violencia contra la mujer. De ellos se espera también una implicación, «que sean proactivos», ha indicado Isabel García, diputada de Igualdad.

Para formar parte de la Red, los municipios han de cumplir tres requisitos mínimos: deberán disponer de una concejalía o delegación de Igualdad o de la Mujer, disponer de un plan de igualdad o contra la violencia de género y, por último, estar adherido al Servicio telefónico de atención y protección a las víctimas de la violencia de género. Estas premisas garantizan la implicación de los «200 municipios potenciales» de entrar en el programa. Por ahora, son ya cuatro los Ayuntamientos que forman parte de la Red: Alcudia de Crespins, Tavernes de la Valldigna, Albalat dels Sorells y Manises.

Doscientos ayuntamientos potenciales

De los 200 potenciales, 119 disponen de una concejalía de la igualdad o mujer y otros 75 de un plan de igualdad. «Esperamos una adhesión masiva y que el resto de ayuntamientos pronto cumplan los requisitos para poder estar en la Red», ha señalado Rodríguez. De ahí que la convocatoria para adherirse al programa está «abierta permanentemente».

Una vez dentro de la Red, los municipios tendrán un plazo de 12 meses para cumplir determinados requisitos, como formar parte del Sistema de Protección de Víctimas de Violencia de Género (VIOGEN); disponer de un protocolo local de protección; formar al personal técnico, político y policial en la materia y poner en marcha campañas de prevención, según ha indicado la diputada de Igualdad.

Así, la Diputación exigirá a los ayuntamientos parte del programa que dispongan de un equipo de profesionales, propio o mancomunado si los municipios son de menor población, que pueda hacer frente a los casos de violencia de género, todo ello en el plazo de dos años. Este equipo deberá estar compuesto por un psicólogo o psicóloga, un trabajador social y un agente de Igualdad con una formación mínima de 40 horas. Si los requisitos no se cumplen, se les dará de baja.

Con esta subvención de 600.000 euros (que se añade al millón de euros que la Generalitat destina a la concejalía de Igualdad) la Diputación da «un paso más» y permite a las administraciones públicas a sumar esfuerzos para combatir la violencia de género, según explica el presidente.

Una Asamblea para controlar el cumplimiento

La Red de Municipios Protegidos contra la Violencia de Género contempla la constitución de una Asamblea, que deberá reunirse como mínimo una vez al año y que estará formada por el presidente de la Diputación, Jorge Rodríguez, la diputada de Igualdad, Isabel García, un miembro de cada una de las formaciones políticas con representación en la Diputación, un representante de cada municipio adherido y la Presidencia de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP).

Esta asamblea deberá rendir cuentas de las acciones que lleva a cabo la Red, y funcionará paralelamente a otros órganos de trabajo como la comisión de expertos y el comité de seguimiento, que velarán por su correcto funcionamiento y por la puesta en marcha de las medidas oportunas para lograr los objetivos de mejorar las políticas contra la violencia de género a través de la prevención, detección y erradicación de cualquier forma de violencia contra la mujer.