Política

Ciudadanos «rompe» con el bipartito en Gandia y se sentará con la oposición

El concejal Ciro Palmer considera una «provocación» la protesta contra el cardenal Cañizares en la que se encontraba un edil de Més Gandia

Imagen de la concentración en Gandia el pasado lunes
Imagen de la concentración en Gandia el pasado lunes - ABC

El edil de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Gandia, Ciro Palmer, pasará a sentarse en la bancada de la oposición, junto al PP, en protesta contra la actuación del Gobierno local. El origen de su descontento se debe a la concentración que tuvo lugar el pasado lunes contra el cardenal Antonio Cañizares a la salida de la misa en honor a San Francisco de Borja y que acabó con enfrentamientos entre feligreses, sacerdotes y los distintos colectivos que allí se encontraban.

En el acto organizado para increpar al arzobispo de Valencia (donde algunas personas le gritaron expresiones como «fascista»), se encontraba el concejal de Més Gandia Xavier Ródenas, el cual ha rechazado dimitir.

Palmer, que participó en la misa oficiada por Cañizares, considera una «provocación» la manifestación y critica que su grupo le haya defendido. En este sentido, explica que ha recibido quejas de vecinos y de votantes para que «no consienta» estas actitudes, por lo que ha decidido dar esta respuesta.

De este modo, escenificará su «ruptura» con el PSPV y Més Gandia dejando su asiento en la parte del equipo de gobierno para pasar al de la oposición junto al PP en el salón de plenos.

Además, ha advertido de que a partir de ahora ejercerá la «matemática electoral» (en referencia a que el bipartito tiene 12 concejales, al igual que los populares) y que no será «tan leal». como lo ha sido hasta ahora.

Aunque no descarta una moción de censura para echar a Diana Morant de la alcaldía, por ahora no tiene intención de negociarla con el PP.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios