Cataluña

Castelló: «La noticia taurina agonizó en la prensa catalana excepto cuando toreó José Tomás»

El autor del libro «¿La prensa apuntilló a los toros en Cataluña« demuestra el cambio de actitud de los medios mientras duró el proceso contra los toros en el Parlament de Cataluña

El autor, José Ignacio Castelló, en el centro durante la presentación de su obra
El autor, José Ignacio Castelló, en el centro durante la presentación de su obra - ABC
ABC.ES Barcelona - Actualizado: Guardado en: Cataluña

En una sala abarrotada, donde se colgó el cartel de “no hay billetes”, el periodista catalán José Ignacio Castelló presentó este lunes en Barcelona su libro "¿La prensa apuntilló a los toros en Cataluña?" (Ediciones Carena), un estudio periodístico donde aborda la polémica de los toros en Cataluña. En sus páginas, el autor hace un recorrido histórico por el periodismo taurino catalán y analiza 342 piezas informativas para afirmar que la prensa catalana contribuyó al fin de los toros en esta comunidad.

El libro, la tesis doctoral del autor, pone el foco en las informaciones taurinas publicadas en La Vanguardia y El Periódico de Cataluña desde que Barcelona se declaró ciudad antitaurina y el Parlamento catalán prohibió las corridas de toros (2004-2010). “La actitud de esta prensa durante esos años fue muy diferente a la que había ejercido tiempos atrás, agonizando la noticia taurina entre el desinterés de la mayoría de ciudadanos y la resignación de sus cronistas”, afirmó el autor.

Percepción de la fiesta

Durante su intervención, Castelló elogió la labor de los escritores taurinos catalanes, que siempre se vieron en desventaja ante los intereses sociales y políticos catalanes, según él, “poderes que se empeñaron en demostrar que la tauromaquia era un espectáculo patrio y cruel, antes que artístico y catalán”.

El libro deja claro que el género de los toros se convirtió en una mercancía comunicativa expuesta a los intereses que mueven los flujos informativos y sometida a un ejercicio de supervivencia y solitaria lucha ante las continuas adversidades provocadas por la mala gestión de la empresa, las nuevas ofertas de ocio para los ciudadanos y las constantes presiones políticas y acciones de las plataformas antitaurinas a través de ordenanzas e iniciativas legislativas populares.

Únicamente cambaron las cosas cuando toreó José Tomás, personaje importante en este estudio, pues los medios de comunicación redoblaron esfuerzos cuando el diestro madrileño acudió en Barcelona. “Vista la cobertura informativa, hubiese sido necesario un José Tomás cada tarde para que el ciudadano catalán tuviese la percepción de que existían toros en Cataluña”, afirmó Castelló.

La presentación contó con la presencia de los escritores taurinos Paco March, presidente de la Federación de Entidades Taurinas de Cataluña, y Salvador Boix, apoderado del torero José Tomás. El acto ha coincidido con el quinto aniversario del cierre de la plaza de la Monumental, justo cuando la tauromaquia catalana está exigiendo una respuesta al Tribunal Constitucional sobre el recurso de la prohibición presentado en 2010.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios