Nicolás Villalobos, vicepresidente de la patronal hotelera de Las Palmas
Nicolás Villalobos, vicepresidente de la patronal hotelera de Las Palmas - ABC

Surge la primera patronal hotelera en España que defiende a Airbnb

Las organizaciones turísticas de Canarias se atacan por los pisos turísticos. La de Las Palmas pide apertura del negocio a plataformas digitales y la de Tenerife demanda que se proteja a la industria tradicional y evite descontrol de precios

Santa Cruz de TenerifeActualizado:

La Federación de Empresarios Hoteleros de Las Palmas (FEHT) se ha sumado a las tesis de las plataformas de negocio digital como Airbnb o Booking especializadas en alquiler vacacional.

El vicepresdente de la patronal hotelera de Las Palmas, Nicolás Villalobos, afirma en Tourinews que el modelo que no combine apertura y digitalización a escala minorista «es insostenible» y que «la vida busca camino al igual que esas briznas de hierba que vemos asomar en las grietas del piche de las carreteras». El presidente de la FEHT, José María Mañaricua, de Gloria Hotels, pide «su regulación, no desde la prohibición, sino desde la igualdad de competencia».

Nicolás Villalobos, que controla la cadena Cordial Hoteles, donde el futbolista y autónomo del Manchtester City, David Silva, tiene una importante presencia en el capital, ha atacado a lo que interpreta como una «plutocracia» del ordenamiento jurídico en Tenerife que quiere imponer un modelo de turismo contrario a plataformas de negocio como Airbnb en el resto del archipiélago.

La patronal de Tenerife demanda un modelo de control a este tipo de negocios no solamente desde el punto de vista fiscal sino desde el punto de vista legislativo. La de Las Palmas defiende que exista apertura a plataformas digitales y que paguen sus impuestos aquellos particulares que optan por este modelo de negocio.

«Oligarcas»

Villalobos apunta que «toca liberalizar para volver a generar riqueza dando oportunidades a los excluidos. Toca acabar de una vez con la plutocracia que desde hace décadas, en su defensa de privilegios, encorseta el desenvolvimiento del libre mercado frenando el progreso de nuestra región».

Villalobos afirma que «ante la amenaza de perder el privilegio, de tener que compartir nuestros atractivos turísticos, de tener que competir, el lobby de oligopolistas recuerda a su subalterno Gobierno de Canarias la orden de que le saque al toro del ruedo, con la excusa, en esta ocasión, de que nos ha ido bien hasta la fecha con nuestro modelo turístico», afirma.

«Casta de encastillados»

Para el dirigente empresarial de Las Palmas, «el ansia por emprender, generar riqueza, progresar en nuestro sector turístico ha encontrado en internet, en el derecho a la libre circulación de personas» y «el constitucional derecho a la propiedad privada la oportunidad de desarrollarse a través de la figura del alquiler vacacional quebrando la mezquina moratoria impuesta por la casta de los encastillados que considera propias las riquezas turísticas de nuestro archipiélago, nuestro sol, nuestras playas".