Santisteve, entre sus homólogas de Barcelona y Cambrils, en los intantes previos al pregón de las Fiestas del Pilar - Fabián Simón
Política

Polémica entrega de medallas en Zaragoza a Colau y a la alcaldesa independentista de Cambrils

La visita oficial de ambas regidoras fue rechazada por casi 100.000 firmas ciudadanas en internet

ZaragozaActualizado:

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y su homóloga de Cambrils, la independentista Camí Mendoza, recogieron este sábado en Zaragoza las medallas de oro de la ciudad concedidas en homenaje a las víctimas de los atentados yihadistas de agosto. El acto tuvo lugar minutos antes de que tuviera lugar el tradicional pregón con el que han arrancado las Fiestas del Pilar. Ante la tensión existente, Colau entró a la Casa Consistorial y salió de ella sin pisar la calle sino en coche y por el garaje.

Ni Colau ni su homóloga de Cambrils salieron al balcón del Ayuntamiento para participar en el pregón inaugural de las Fiestas del Pilar. El alcalde Santisteve, por su parte, soportó una nueva pitada al salir al balcón municipal para el acto inaugural de las fiestas. La plaza estaba abarrotada y con cientos de personas que portaban banderas de España.

La visita de ambas regidoras se ha visto rodeada de una intensa polémica y de una masiva movilización ciudadana en internet. Más de 90.000 firmas se sumaron a la campaña promovida en la plataforma change.org en contra de que Colau y la independentista Mendoza acudieran a recoger esas medallas que les fueron concedidas a sus respectivas ciudades por el Ayuntamiento de Zaragoza.

Numerosas banderas de España en la Plaza del Pilar, durante el pregón festivo
Numerosas banderas de España en la Plaza del Pilar, durante el pregón festivo- Fabián Simón

El acuerdo de concesión de estas distinciones fue aprobado a propuesta del gobierno municipal de Santisteve, de la coalición ZEC (Podemos-IU), y contó con el respaldo unánime del resto de grupos políticos municipales (PP, PSOE, Ciudadanos y Chunta).

La campaña de recogida de firmas pidió a Colau y Mendoza que no visitaran la ciudad, por entender que era una «politización» de la multitudinaria jornada del pregón con el que se abren las Fiestas del Pilar. Consideraban también los promotores de esa campaña que la presencia de ambas alcaldesas podía ser sentida como «una provocación» por parte de una gran parte de la ciudadanía, dada la actitud de ambas regidoras ante el golpe independentista catalán. Colau pertenece a la órbita municipalista de Podemos -igual que el zaragozano Santisteve- y Mendoza pertenece a los independentistas de Esquerra Republicana de Cataluña (ERC).

Dada la contestación social que generó el anuncio de la visita de ambas alcaldesas, el PP y el PSOE pidieron públicamente que ambas regidoras renunciaran a recoger las medallas y que delegaran en representantes de la sociedad civil de sus respectivas ciudades. Sin embargo, ZEC salió abiertamente en su defensa, criticó la campaña surgida en rechazo del protagonismo de Colau y Mendoza en ese acto oficial de Zaragoza y mantuvo el programa previsto, que se ha desarrollado finalmente.