El portavoz de la gestora, Mario Jiménez, junto a Javier Fernández, el pasado jueves en el Congreso - JAIME GARCÍA

La gestora del PSOE considera «absolutamente indispensable» revisar las relaciones con el PSC

Los siete diputados de la federación catalana rompieron la disciplina de voto del partido

MadridActualizado:

El portavoz de la gestora que dirige el PSOE, Mario Jiménez, avisó este sábado de que es «absolutamente indispensable» revisar las relaciones con el PSC, después de que siete diputados socialistas catalanes rompieran la disciplina de voto en la investidura de Mariano Rajoy, pero no quiso avanzar posibles sanciones a los seis militantes del PSOE que tampoco se han abstenido.

Así se ha pronunció el portavoz de la actual dirección del PSOE en declaraciones a los medios en los pasillos del Congreso nada más ser investido Rajoy, con la abstención de 68 socialistas. Otros 15 diputados del Grupo Socialista mantuvieron su «no» al candidato del PP.

Jiménez ha explicado que el Grupo Socialista deberá trasladar a la gestora una «certificación» de esas indisciplinas y la dirección «tomará sus decisiones» una vez reciba esa información, «con toda tranquilidad y sosiego» y «pensando en lo mejor para la organización y para el trabajo».

De los quince, solo seis son militantes del PSOE

El portavoz apuntó además que el resultado final de la votación estaba dentro de las «previsiones» que tenía el partido y destacó que finalmente fueron seis los «militantes del PSOE» que rompieron la disciplina.

De esa manera, subrayó que hay que «distinguir» entre estos diputados y los que son «militantes del PSC», porque sobre estos segundos el PSOE «no tiene jurisdicción». En este caso, dijo, su posición tendrá más que ver con «la evaluación absolutamente indispensable que procede hacer de las relaciones» que han venido manteniendo las dos organizaciones.

Ahora, y después de que el Consell Nacional del PSC se ratificara la semana pasada en el «no» pese a la decisión del Comité Federal del PSOE, se «hace necesario que se produzca ese proceso de evaluación».

No tienen capacidad sobre las independientes

De otro lado, el portavoz también quiso separar estos casos del de las dos independientes que están en el Grupo Socialista y dijeron «no» a Rajoy, Zaida Cantera y Margarita Robles, y sobre las que el partido «no tiene ninguna capacidad».

Dicho esto, Jiménez no ha querido responder qué tipo de sanciones tiene el PSOE en la cabeza. En los últimos días, el presidente de la gestora, Javier Fernández, aseguró que no contemplaba que las indisciplinas acabaran en expulsiones.