ABC

La SIP pide «transparencia» a los gobiernos para poder continuar el trabajo de los periodistas asesinados

Los comunicadores exigen la colaboración de Ecuador y Colombia para seguir la investigación en la frontera

MedellínActualizado:

Los periodistas de Ecuador y Colombia participantes en la reunión de medio año de la SIP en Medellín anunciaron hoy la creación de un equipo conjunto para informar sobre la frontera común y pidieron «transparencia» a ambos gobiernos en la información sobre el secuestro y asesinato del equipo del diario «El Comercio».

La declaración conjunta leída por Gabriela Vivanco, del diario ecuatoriano «La Hora», destaca que «el mejor homenaje a los periodistas que perdieron la vida es continuar con el trabajo de ellos en la frontera», por lo que los medios de Ecuador y Colombia harán una cobertura conjunta «sobre la situación del orden público de la frontera común».

Los firmantes expresaron su «unidad y solidaridad con las víctimas del atroz asesinato» y con «los colegas y equipo directivo del diario «El Comercio»» en la declaración acordada en el marco de la reunión de medio año de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).

El equipo de «El Comercio», compuesto por el periodista Javier Ortega, de 36 años; el fotógrafo Paúl Rivas, de 45; y el conductor Efraín Segarra, de 60, fueron secuestrado el 26 de marzo en la zona de Mataje, fronteriza con Colombia, por un grupo disidente de la antigua guerrilla de las FARC. Los tres fueron posteriormente asesinados.

«Desde la SIP solicitamos transparencia, claridad y acceso total a la información que manejan los gobiernos de Ecuador y Colombia», añade la declaración, que al mismo tiempo rechaza «categóricamente todo hecho violento en contra de los periodistas y comunicadores sociales de la región».

Agregaron que la SIP hará «un proceso de acompañamiento y observación al manejo informativo que se lleva a cabo en este caso, especialmente al nuevo equipo de trabajo periodístico que se crea en Medellín para investigar conjuntamente la realidad de la frontera colombia ecuatoriana», concluye la declaración.