Turismo La Diputación de Castellón comienza la rehabilitación del Faro de Peñíscola

Las obras para mejorar las instalaciones y promover el turismo se prolongarán durante seis meses

Imagen del municipio de Peñíscola, con el Castillo de fondo
Imagen del municipio de Peñíscola, con el Castillo de fondo - P.B.

El icónico faro de la localidad turística de Peñíscola se encuentra ya en estado de rehabilitación, con la previsión de que esté renovado para Semana Santa. Así lo ha comunicado la Diputación de Castellón, que considera la actuación como "esencial para transformar la visita al Castillo en una experiencia inolvidable" y que permitirá trasladar allí el punto de recepción de turistas y dependencias administrativas del Castillo.

Según han explicado este sábado en un comunicado, los trabajos, que se prolongarán durante seis meses, permitirán liberar espacio e incrementar el perímetro abierto al público del Castillo de Papa Luna y, además, adecuar las instalaciones liberadas para mejorar la experiencia turística de las decenas de miles de personas que visitan este icono internacional del turismo de Castellón.

El vicepresidente de Turismo, Andrés Martínez, ha destacado que la actuación "es una de las que está incluida en el plan director que anunció Javier Moliner –presidente de la Diputación– para convertir el Castillo de Peñíscola en el gran reclamo turístico de la provincia".

Así, ha insistido en que "en su apuesta firme por multiplicar las oportunidades turísticas que brinda a la provincia el segundo monumento más visitado de España, la rehabilitación del Faro convertirá un punto histórico de la provincia en una de las puertas de bienvenida al Castillo a través del centro de visitantes".

Martínez ha señalado que esto será posible gracias al Plan Director del Castillo de Peñíscola, que prevé una inversión total de 4,5 millones de euros "con el único objetivo de seguir poniendo el valor el Castillo y que las cifras de visitantes sigan, como a lo largo del año, superando los registros récord. Este año ha crecido un 40% el número de visitantes, lo que demuestra que la inversión de la Diputación ya está dando sus frutos", ha afirmado.

Muros exteriores y piso inferior

Los primeros trabajos, iniciados el pasado viernes, se están centrando en las catas de los muros exteriores para comprobar el estado de los mismos y reforzar las antiguas vigas de madera, así como sustituirlas por vigas de acero que soporten la futura sala de reuniones que albergará el Faro en el piso superior.

Por su parte, en el piso inferior del nuevo enclave se habilitará un punto de venta de entradas, un espacio de atención a visitantes y una estancia para los trabajadores del monumento.

El vicepresidente de Turismo ha reiterado que estas obras de rehabilitación "más allá de adecuar el Faro y aprovechar este enclave histórico de Peñíscola, permitirán que nuestro emblema turístico más internacional potencie todavía más su dinamización turística recuperando todo el esplendor de la fortaleza".

Listo para Semana Santa

Respecto al plazo previsto de ejecución de los trabajos, Martínez ha adelantado que está previsto que el Faro ya esté completamente renovado y abierto al público como centro de visitantes de cara a la campaña turística de Semana Santa del próximo ejercicio.

"En lo que llevamos de año las visitas al Castillo de Peñíscola se han visto incrementadas en más de un 40% respecto al año anterior y el objetivo es poder aprovechar una campaña tan turística como la de Semana Santa para dar a conocer la nueva cara del Faro y, con él, del Castillo ", ha explicado.

El edificio del faro es una torre octogonal blanca de 11 metros de altura anexa a un edificio de dos plantas. Su superficie se sumará a la que acota en un perímetro de 230 metros los muros del Castillo, Bien de Interés Cultural del Patrimonio Histórico de España.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios