Cultura

El IVAM cede la voz a colectivos sociales como Salvem El Cabanyal y las Víctimas del Metro de Valencia

«Esta exposición tiene un marcado cariz ideológico, que se pone de parte de los débiles», asegura el comisario de la muestra

Imagen de la muestra que alberga el IVAM
Imagen de la muestra que alberga el IVAM - ROBER SOLSONA

El activismo ha tomado la palabra en el IVAM, donde desde este jueves puede visitarse una pequeña exposición sobre los movimientos sociales valencianos que han luchado en las últimas décadas en defensa del territorio o los espacios naturales (como Salvem el Botànic, o Per l’horta de La Punta), en contra de la especulación urbana (Abusos Urbanísticos NO) o a favor del patrimonio arquitectónico y antrolopológico (Salvem El Cabanyal-Canyamelar). De todos ellos, así como de otros como El llit del Túria ES Nostre i el volem VERD, el Colectivo Lambda o la Asociación de Víctimas del Metro de Valencia del 3 de julio de 2006, habla esta muestra a través de carteles, panfletos, libros y objetos simbólicos como megáfonos o banderolas.

La muestra, ubicada en la biblioteca del centro, es un epílogo de la exposición “Perdidos en la Ciudad “que se exhibe hasta junio de 2017 en el IVAM y que muestra una selección de pinturas, esculturas, fotografías y vídeos centradas en el hecho urbano.

“Testigos de la Ciudad. Activismos Políticos y Culturales en la Comunidad Valenciana” es la exposición más abiertamente política de cuantas ha acogido este museo en su historia. Así lo reconoce el propio comisario, Álvaro de los Ángeles, quien describe este proyecto como “un relato subjetivo y no enciclopédico de lo ocurrido” y añade que “esta exposición tiene un marcado cariz ideológico, que se pone de parte de los débiles”. En su opinión, “es un hecho simbólico inaugurar esta muestra en el IVAM”, puesto que “esta institución ha estado tan valorada en sus comienzos como cuestionada en diversos momentos de su historia reciente, y ha sido ejemplo paradigmático de impostura cultural y artística”. “Si estas acciones de crítica cultural llegan tarde al IVAM es porque a lo largo de sus 27 años de historia nunca se tuvieron en cuenta”.

Imagen de la exposición
Imagen de la exposición- ROBER SOLSONA

Las luchas sociales contempladas en la exposición discurren entre la década de los setenta y la actualidad, lo que inevitablemente la sitúa en oposición directa a muchas de las políticas adoptadas por los sucesivos gobiernos del PP en la Comunidad y el Ayuntamiento de la ciudad. Muchas de ellas han sido batallas ganadas (como la de Salvem El Cabanyal). Otras continúan en pie de guerra. Solo cabe preguntarse si los actuales mandatarios autonómicos también estarán dispuestos a ver expuestos en el IVAM los movimientos sociales que puedan erigirse en contra de su gestión política en el futuro. Ése sería el golpe de mano definitivo para demostrar que las cosas han cambiado verdaderamente.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios