El expresidente de Societat Civil Catalana, Josep Ramon Bosch, en la sede de la entiidad
El expresidente de Societat Civil Catalana, Josep Ramon Bosch, en la sede de la entiidad - EFE

Investigan si los Mossos d'Esquadra espiaron al expresidente de Societat Civil Catalana

Un juez admite la querella de Bosch y reclama a la Policía Nacional que aclare si los Mossos hicieron un seguimientos

Hay documentos que apuntarían a un supuesto espionaje a dirigentes políticos, sindicales y abogados

BARCELONAActualizado:

Un juez de Barcelona ha abierto una investigación para aclarar si los Mossos d'Esquadra espiaron al expresidente de Societat Civil Catalana Josep Ramon Bosch, que se querelló contra la policía catalana convencido de que le siguieron para vincularle a la extrema derecha para desacreditarle.

En un auto al que ha tenido acceso ABC, la titular del Juzgado de Instrucción número 19 de Barcelona acuerda admitir a trámite la querella de Bosch, que de esta forma será la primera denuncia que se investigará de las cinco interpuestas tras destaparse que, supuestamente, los Mossos iban a incinerar el pasado 26 de octubre pruebas de seguimientos a políticos, sindicalistas y abogados.

En su escrito, la juez apunta que la información periodística que destapó este supuesto espionaje le parece «veraz», por lo que acuerda abrir una investigación por delitos de malversación, prevaricación, descubrimiento y revelación de secretos, detallados en la querella presentada por Bosch. Entre la documentación que la Policía Nacional intervino a los Mossos d'Esquadra el pasado 26 de octubre, la víspera de la votación en el Parlament de la declaración unilateral de independencia, figuran documentos que apuntarían a un supuesto espionaje a dirigentes políticos, sindicales y abogados, entre ellos Bosch.

La juez también ha acordado ahora pedir al jefe de la Brigada Provincial de la Policía Nacional que detalle si entre los documentos incautados a los Mossos frente a la incineradora de Sant Adrià de Besòs (Barcelona) figura información relativa a Bosch, expresidente de SCC, así como supuestos seguimientos y control sobre sus movimientos.