El Getafe regresa a Primera.
El Getafe regresa a Primera.

CÁDIZ CF

El Getafe regresa a Primera y deja sin premio al Tenerife (3-1)

El equipo de Bordalás vuelve a la máxima categoría un año después al remontar su eliminatoria ante el verdugo del Cádiz CF

Por  23:44 h.

El Getafe ha conseguido el regreso a Primera gracias a su victoria ante el Tenerife (3-1) en el partido de vuelta del ‘play off’ de ascenso. Un triunfo sufrido que devuelve al conjunto madrileño a la élite del fútbol español una temporada después de perder la categoría. Su entrenador José Bordalás, después de lograr la hazaña el pasado curso con el Alavés, repite éxito solo un año después. De esta forma, el Tenerife, verdugo del Cádiz CF en la anterior eliminatoria, se queda sin celebrar un éxito que rozó con la punta de los dedos.

El inicio del partido ha resultado agitado y emocionante porque en 17 minutos se han celebrado tres goles después de que Jorge Molina reclamara con insistencia un penalti en el área visitante. El Getafe, obligado a marcar después de la derrota en el Heliodoro Rodríguez López (1-0), sorprendía con su salida y en dos acciones prácticamente consecutivas Faurlin y Dani Pacheco desataron la fiesta en un Coliseum que esta noche ha vivido un ambiente espectacular. Un golpe que no ha descompuesto al conjunto canario porque ha sabido reaccionar con rapidez para aplacar la fogosidad local. ‘Choco’ Lozano acertaba a cazar dentro del área una asistencia del japonés Gaku Shibasaki para voltear la eliminatoria y provocar los nervios entre la afición madrileña.

Dani Pacheco, que se perdía el encuentro de ida, se ha convertido en el héroe de la noche para la hinchada local porque en el tramo final de la primera parte volvía a ver portería después de un rechace del guardameta visitante y cambiaba de nuevo el rumbo de la eliminatoria a la espera del segundo tiempo. El delantero, autor de cuatro goles en la liga regular, ha terminado resultado decisivo en los ‘play off’, en los que ha celebrado tres, los dos de este partido decisivos para que su equipo pudiera celebrar el regreso a Primera división una temporada después de perder la categoría.

Sufrimiento hasta el final

El Getafe ha tenido que sufrir para lograr el ansiado retorno a la élite porque el Tenerife, tras el paso por los vestuarios, ha salido buscando el gol que necesitaba. Los madrileños no conocían la derrota en casa desde la llegada de José Bordalás al banquillo y, cuando más lo necesitaban, han vuelto a hacerse fuertes en su feudo. Han tenido que apretar los dientes para frenar las acometidas tinerfeñas y mantener el resultado.

La tensión, las protestas y las interrupciones han ido creciendo con el paso de los minutos. La lesión de Chuli, retirado camilla tras un golpe en la cabeza, ha desatado los nervios y ha aumentado aún más la temperatura del partido. Una jugada que acababa con una amarilla que pudo ser roja para Sergio Mora, que cortaba con una fea patada un contragolpe del Tenerife al ver a su compañero tendido e inmóvil sobre la hierba.

Un gol podía cambiar la eliminatoria y los cambios de Martí provocaban que los canarios ganaran presencia en ataque y metieran el miedo a los locales. La tensión y el cansancio aumentaban el sufrimiento en la recta final de un partido disputado al límite hasta el último segundo.

La incertidumbre se ha mantenido hasta el final. También la agonía de la parroquia local porque Amath y Aarón gozaban de dos ocasiones claras para un Tenerife que se resistía a dejar escapar el ascenso. Pero el Getafe ha sabido sufrir y ha terminado celebrando el ansiado ascenso a Primera. La locura se ha desatado en las gradas del Coliseum.

El Getafe es de Primera. El Tenerife tendrá que esperar.