Madrid

El temor al colapso por el cierre de la Gran Vía marca el arranque del macropuente

La capital espera la llegada de 300.000 turistas durante los próximos diez días

La Gran Vía, ayer por la mañana, con tráfico intenso - MAYA BALANYA

La llegada del puente de diciembre es un balón de oxígeno que Madrid no está dispuesto a desaprovechar. Más aún, dadas las peculiaridades que presenta el calendario de 2016, en el que la coincidencia de los festivos, 6 y 8, con el martes y jueves de la próxima semana, respectivamente, provocará que miles de personas aparquen sus quehaceres cotidianos para disfrutar de unos días frenéticos en la capital.

Según la Confederación de Comercio Especializado de Madrid (Cocem), asociada a la Confederación de Empresarios de Madrid (CEIM). la cifra de visitantes a lo largo del macropuente rondará los 300.000, con un gasto medio en tiendas de 120 euros, hecho que podría generar unos ingresos para el comercio cercanos a los 36 millones. Además, la Asociación Empresarial Hotelera de Madrid (AEHM), también asociada a CEIM, prevé una ocupación en la almendra central superior al 85%, mientras que en el conjunto de la Comunidad la media estará por encima del 60%.

Pero no todo son buenas noticias. El fulminante cierre del Ayuntamiento al tráfico privado en la Gran Vía, las calles de Atocha y Mayor ha eclipsado unas previsiones más que halagüeñas. A pesar de que las vías del centro volverán a ser un hervidero de gente dispuesta a adelantar las primeras compras navideñas, los comerciantes de las zonas afectadas no esconden su incertidumbre ante una decisión «improvisada» y comunicada con apenas 24 horas de antelación.

Algunos establecimientos tuvieron suerte y ayer por la mañana recibieron la notificación oficial. «Apareció un chico por la mañana y nos entregó una hoja sellada por el Ayuntamiento», explica un dependiente. Otros en cambio, ni eso: «Aquí no ha venido nadie, si lo sabemos es por la prensa». En la misiva, a la que tuvo acceso ABC, el Gobierno de Carmena señala que quiere «devolver el protagonismo al peatón» durante los periodos «con más afluencia de gente» y, por tanto, «más necesidad de espacio para caminar».

Una justificación que genera diversidad de opiniones entre los negocios de la Gran Vía. «Cuando cortan la calle, viene menos gente y el volumen de venta baja», señalan en una tienda de souvenirs. En otra, de calzado y moda, creen que «al no dejar pasar a los coches, es normal que muchos se vayan a otras zonas». Los más optimistas consideran que, pase lo que pase con el tráfico, «el centro siempre está lleno», por lo que «es difícil pensar que no entrarán compradores».

Reuniones de última hora

Ante el previsible colapso que sufrirán tres de las arterias principales de la urbe, el Consorcio Regional de Transportes de Madrid solicitó ayer al Consistorio en un encuentro un refuerzo de 50 autobuses diarios en las líneas que tienen parte de su recorrido por los ejes restringidos al tráfico y en las que cubren zonas adyacentes de influencia. «De esta manera, ofreceríamos facilidades a todos aquellos que quieran ir al centro y evitaríamos una problemática considerable en los aledaños», señaló el consejero de Transportes, Pedro Rollán.

Los responsables de la Empresa Municipal de Transporte (EMT) emplazaron a mañana su respuesta para valorar «si tienen o no capacidad». En este sentido, Rollán criticó la «pasividad» del Ayuntamiento y subrayó que «sería una incongruencia que quien está defendiendo tanto los episodios de contaminación, ante una similar repercusión no pueda ser capaz de dar respuesta». De aprobarse, este incremento de buses se sumaría al refuerzo del 50% del servicio de convoyes de Metro acometido por la Comunidad.

También en la tarde de ayer, el Comité Madrileño de Transporte por Carretera mantuvo una reunión con el director de gestión y vigilancia de la circulación, Francisco López Carmona, en la que se aprobó que los servicios discrecionales de autobús puedan circular en las áreas restringidas. Algo que, por ahora, no ocurrirá con los transportes de mercancías, cuyo lapso de acceso será entre las 23 y las 11 horas.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios