España

Los periodistas invaden los bares de Ferraz ante la imposibilidad de acceder a la blindada sede del PSOE

Decenas de periodistas y reporteros gráficos permanecen apostados ante la sede del PSOE de la calle Ferraz, inaccesible a los informadores, aguardando noticias de la reunión del Comité Federal convocado este sábado

Decenas de periodistas a las puertas de la sede del PSOE, en la madrileña calle Ferraz
Decenas de periodistas a las puertas de la sede del PSOE, en la madrileña calle Ferraz - EFE
EP Madrid - Actualizado: Guardado en:

Decenas de periodistas y reporteros gráficos permanecen apostados ante la sede del PSOE de la calle Ferraz, inaccesible a los informadores, aguardando noticias de la reunión del Comité Federal convocado este sábado con una división sin precedentes dentro del partido. [Sigue en directo las últimas novedades]

Ante la imposibilidad de realizar su trabajo en el interior de la sede, los periodistas han invadido los bares de esta calle madrileña, ocupando con ordenadores las mesas y terrazas. La multitud de reporteros desborda la acera, y muchos de ellos aguardan sobre el asfalto junto a manifestantes partidarios del cuestionado secretario general Pedro Sánchez.

Los informadores también han sido increpados por algunos de los militantes y simpatizantes socialistas que protestan contra los críticos del partido. «Todos los periodistas sois de derechas», es una de las frases con las que han arremetido los manifestantes, que tras los momentos de tensión vividos a primera hora de la mañana ahora aguardan más sosegados ante la sede, mezclados en la multitud con cámaras de televisión y redactores de decenas de medios de comunicación. Ante la previsión de confrontación, el periodista de La Sexta 'Gonzo' ha acudido a Ferraz ataviado con casco y chaleco antibalas como un reportero de guerra.

La actividad ha sido frenética desde el amanecer en los establecimientos hosteleros de la zona, convertidos en improvisadas redacciones. Algunos periodistas incluso han escrito sus noticias en plena calle, aprovechando el alfeizar de las ventanas de la sede socialista, mientras cámaras y fotógrafos se jugaban el tipo subidos a escaleras para superar la barrera humana que se ha formado en la entrada del edificio.

La Policía Municipal de Madrid ha cortado el tráfico en la calle Ferraz poco después de las 9.00 horas, a la que han ido llegando curiosos atraídos por el cónclave socialista. Ante la ausencia de novedades, los redactores forman corrillos buscando una filtración, y la mayoría no suelta el móvil de las manos. Los enchufes de las cafeterías empiezan a ser una pieza codiciada por estos profesionales dependientes del teléfono y el ordenador portátil.

Desde el pasado lunes, cuando Pedro Sánchez compareció tras la debacle socialista en las elecciones autonómicas de Euskadi y Galicia, las jornadas de la prensa en la calle Ferraz han sido maratonianas. El miércoles, cuando 17 miembros de su Ejecutiva dimitieron desencadenando la mayor crisis en la historia reciente del partido, la sede quedó blindada no sólo para los críticos con la actual dirección, también para los periodistas, que fueron invitados a marcharse tras la rueda de prensa del secretario de Organización, César Luena.

Paella para la prensa

Este pasado viernes, los medios sólo pudieron acceder durante la rueda de prensa del secretario general, y la restricción se mantiene este sábado. De momento, ni siquiera los profesionales acreditados por el partido, han podido entrar a la sede del PSOE. La ausencia de una intervención inicial al comienzo del Comité del secretario general, que siempre ha tenido cobertura informativa, mantiene expectantes y en plena calle a los informadores, que al menos disfrutan de una mañana soleada en la capital.

Además, tienen otros alicientes. La agencia inmobiliaria Remax, contigua a la sede socialista, ha preparado una paella gigante para invitar a comer a los informadores. A lo largo de esta semana también les ha regalado bocadillos de jamón durante las eternas esperas.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios