España

Pedro Sánchez advierte de que «no podría administrar el PSOE» si el Comité aprueba una abstención a Rajoy

El secretario general del PSOE convocó, por sorpresa, a la prensa a las 20.30 horas en Ferraz

El líder socialista pidió que el Comité decida si quiere «montar una gestora o que decidan los militantes»

Vídeo: Pedro Sánchez, ¿dimisión en caso de abstención? - ABC
ABC.ES - abc_es - Actualizado: Guardado en:

Después de una semana en la que el enfrentamiento entre críticos y sanchistas se ha endurecido, Pedro Sánchez ha roto su silencio, en una comparecencia sin preguntas.

El líder del PSOE comenzó agradeciendo el «cariño» en un mensaje a los militantes, simpatizantes, votantes y a aquellos que no votaron al PSOE. «Comparto el desgarro de los socialistas por esta inédita situación», ha dicho Sánchez. «La puerta al voto con la militancia no puede cerrarse» ha afirmado. Pedro Sánchez apuntó que en el Comité «decidimos el rumbo del PSOE». Así, mantiene el pulso y se reafirma en la idea de que «hay que celebrar un Congreso extraordinario y que los militantes decidan cuanto antes con su voto, y para que el PSOE esté dirigido por quienes ellos y ellas quieran».

«Hay dos elementos que apuntalan mi posición política. El PP no puede pretender gobernar sin oposición, ni pretender que el partido de la oposición facilite ese gobierno», apuntó Sánchez. El secretario general del PSOE mantiene su «no» a Rajoy y advierte de que si los socialistas en el Comité de este sábado aprueban la abstención no podrá liderar el partido. «Si el Comité Federal decidiera cambiar su posicion no podría administrar una posición que no comparto», ha avisado. «Si algo me enseñaron mis padres es que lo único que tengo y lo único que debo preservar es mi palabra y son mis convicciones», añadió.

Voz a la militancia, y un «Gobierno alternativo»

«Resolver el debate es importante y urgente», afirmó Sánchez en un mensaje de unidad a los críticos, a quienes recordó, tras reconocer que el Comité Federal es «un debate político» que la única voz del partido es la de los militantes. Sánchez abogó por la unidad interna y por encontrar una solución a la guerra abierta en el partido. «Pido que este Comité decida mañana si monta una gestora o si deciden los militantes». Es esta la opción que el líder del PSOE defiende y que tiene como objetivo, como el mismo acaba de afirmar, «mantener el 'no' a Mariano Rajoy» e «intentar un Gobierno alternativo.

En los últimos días diecisiete críticos presentaron su dimisión acogiéndose a los estatutos del partido, en concreto al estatuto 36.0 para forzar la salida de Pedro Sánchez de la secretaria general. Para estos, la actual directiva del PSOE no contaba con la legitimidad para ejercer ningún tipo de poder o toma de decisión. Por el contrario, y tras la comparecencia de César Luena el pasado miércoles, la Dirección del partido ha considerado que los dimisionarios no tenían la potestad para exigir la demisión del secretario general.

Los críticos que forman parte de la Comisión de Ética y Garantías del partido presentaron durante la tarde de este viernes un escrito en el que daban por cesado a Sánchez y pedían una gestora. Una petición que la Ejecutiva en funciones no reconoce porque la de Comisión de Garantías no ha sido convocado por su presidenta, Isabel Celáa.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios