Sección transversal perspectiva de la propuesta en la que se muestra la permeabilidad del eje Norte-Sur
Sección transversal perspectiva de la propuesta en la que se muestra la permeabilidad del eje Norte-Sur - MUSEO DEL PRADO

Norman Foster y Carlos Rubio ampliarán el Museo del Prado con el Salón de Reinos

El arquitecto inglés asegura sentirse «honrado» y considera que el proyecto «creará un nuevo enfoque urbano para la ciudad de Madrid»

MadridActualizado:

El Museo del Prado sigue creciendo. Tras unir al histórico edificio de Villanueva y al Casón del Buen Retiro el espacio creado por Rafael Moneo en torno al Claustro de los Jerónimos e inaugurado en 2007, la pinacoteca afronta su segunda gran ampliación del siglo XXI, con lo que quedará cerrado el Campus del Prado. El Patronato del museo, reunido esta mañana, ha dado luz verde a que la candidatura de Norman Foster y Carlos Rubio afronte esta nueva ampliación.

Esta ha sido la primera declaración del arquitecto inglés, nada más conocer la noticia: «En nombre del equipo que lidero en Foster + Partners en colaboración con Rubio Arquitectura, me gustaría decir lo honrados que estamos de contribuir a la próxima fase de expansión del Prado, uno de los museos verdaderamente más grandes del mundo. El Salón de Reinos, construido por Crescenzi y Carbonel en la década de 1630, es uno de los pocos restos del antiguo palacio y anterior al Museo, que fue concebido en 1819. Dos siglos después, la transformación y expansión de esta histórica sala añadirá nuevas y significantes galerías y espacios públicos relacionados con el Prado. Además, creará, como escenario, un nuevo enfoque urbano para la ciudad de Madrid».

La decisión fue tomada por un Jurado compuesto, entre otros, por el presidente y la vicepresidenta del Patronato del Prado; José Pedro Pérez-Llorca y Amelia Valcárcel; el director general de Bellas Artes, Miguel Ángel Recio; Luis Fernández-Galiano, María Dolores Jiménez-Blanco, Rafael Moneo y Fernando Terán.

Se incorpora al Campus del Prado el Salón de Reinos (antiguo Museo del Ejército), único vestigio que sobrevive, junto al Casón, del antiguo Palacio del Buen Retiro. Residencia de descanso de Felipe IV, la construyó por sugerencia del conde-duque de Olivares. Se terminó hacia 1640. Fue cuartel militar durante la Guerra de la Independencia. En 1812 fue incendiado por tropas angloportuguesas. De titularidad estatal, desde 2015 el edificio está adscrito al Prado. Declarado Bien de Interés Cultural, cuenta con un máximo nivel de protección. Tiene como ilustres vecinos el Casón y la Real Academia Española.

Salón de Reinos
Salón de Reinos - ABC

Aunque el estado de conservación es aceptable y no cuenta con patologías importantes en los forjados, el avanzado estado de deterioro de la cubierta recomienda que ésta se sustituya. Prima la utilización preferente de las crujías principales de las plantas baja y primera como espacios de uso expositivo: Salón de Reinos (la restauración de las pinturas de este emblemático espacio serán objeto de un proyecto específico aparte), Sala de la Reina, Sala de Armas, Salas de Artillería... Otro de los elementos singulares del edificio es su escalera de honor. Su decoración actual es una reconstrucción decimonónica.

El Salón de Reinos no estará listo para el bicentenario del Prado en 2019. Marina Chinchilla, directora adjunta de Administración del Prado, reconocía a ABC que las obras no comenzarán previsiblemente hasta 2018. No será un proyecto megalómano. Subrayaba Chinchilla que «primará la calidad y el criterio de racionalidad. Son ocho magníficos estudios de arquitectos». Considera prematuro hablar de si se podrá modificar la fachada, de si existe la posibilidad o no de recrear el Salón de Reinos con sus pinturas originales... Sí puntualiza que los arquitectos han contado con muchísima información sobre el edificio y su situación, detallada en el Master Plan de 2009.