PLENO

«Alcalde, el Falla no está en el salón de plenos. Está en otro sitio»

PP y Podemos protagonizan una airada discusión por el bono social eléctrico gaditano y estatal

Aprobado inicialmente el nuevo reglamento del Ayuntamiento con las acusaciones del PP a Podemos y PSOE de intentar callar a la oposición

CÁDIZActualizado:

El Pleno del Ayuntamiento de Cádiz correspondiente al mes de enero ha comenzado con cierta tensión entre concejales del Partido Popular y el alcalde de la ciudad, José María González Santos, a cuenta del bono social estatal.

En esta ocasión y como respuesta a las continuas peticiones por parte del equipo de Gobierno a José Blas Fernández -presidente de la Fundación Eléctrica de Cádiz- para que firme el bono social gaditano; tanto la edil Mercedes Colombo como el portavoz del PP, Ignacio Romaní, han pedido al alcalde que ponga en funcionamiento bono nacional ya que, según han manifestado, beneficiará a más de 2.000 familias gaditanas, pensionistas y familias numerosas.

El alcalde ha confirmado a los concejales populares que se ha solicitado un informe aunque volvió a atacar a Blas Fernández por tener paralizado el bono social eléctrico gaditano que, ha asegurado, «podría ponerse en marcha de forma inminente».

Romaní ha recordado a Kichi que tanto miembros del 15 M como las asociaciones de vecinos de la ciudad integradas en la Federación 5 de abril le han pedido por escrito que los gaditanos que más lo necesitan puedan beneficiarse de este bono social nacional.

Un nuevo reglamento municipal

Por otro lado, el pleno ha aprobado de forma inicial el nuevo Reglamento Orgánico Municipal (ROM) con los votos a favor de todos los grupos salvo del PP, que ha acusado al alcalde y a Podemos «con la complicidad del PSOE» de intentar callar a la oposición.

El portavoz del grupo Municipal Popular, Ignacio Romaní, ha recordado que «esta medida llevada a cabo por un pacto de perdedores, solo intenta que el partido que obtuvo la mayoría de los votos en esta ciudad no pueda hablar en este salón de plenos».

Durante el debate de esta propuesta el portavoz popular ha protagonizado una airada discusión con el alcalde gaditano asegurando que «el Falla no está en este salón de plenos, está en otro sitio», en referencia a comentarios lanzados por el regidor gaditano sobre el “alegato del pataleo” del PP por este asunto.

A juicio de Romaní, este ROM «que se puso en marcha en tiempos del PSOE en este Ayuntamiento» limita el número de propuestas a los grupos de la oposición, el tiempo de las intervenciones y la presentación de iniciativas de urgencia.

Ha añadido que «desde la oposición, aunque intenten callarnos, vamos a seguir luchando para que se nos escuche no solo a nosotros sino a los gaditanos porque quitándonos la palabra lo que están haciendo realmente es quitársela a los ciudadanos porque somos nosotros los que representamos a todas esas personas que nos han votado».

Ante las múltiples críticas del PP hacia los socialistas por «permitir al alcalde que hable lo que quiera en detrimento de la oposición”, su portavoz, Fran González, ha señalado que “lo que el PP no puede soportar es que vaya a perder las atribuciones que seguían teniendo a pesar de estar en la oposición después de estar durante años abusando de la mayoría absoluta».

El alcalde, por su parte, ha sentenciado el debate felicitándose por la aprobación inicial de este nuevo reglamento aunque lamentando que el PP no haya formado parte de la comisión de elaboración del ROM. Ha llegado a decir incluso que «les hemos echado de menos».

Unanimidad en el Museo del Carnaval

Se ha debatido a su vez una propuesta presentada por los grupos municipales Sí Se Puede Cádiz y Ganar Cádiz en Común relativa al proyecto del Museo del Carnaval en la que exigían al Ministerio de Fomento que destine el 1,5% cultural a este proyecto con objeto de poder rehabilitar el Palacio de Recaño para albergarlo. En esta propuesta se invita al ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, a que conozca esta iniciativa museística.

La concejal de Fiestas, María Romay, ha realizado un alegato sobre la importancia del Carnaval en Cádiz -frente a otro tipo de industrias- como generador de riqueza y de empleo. El alcalde ha intervenido también sentenciando que el Carnaval puede ser una fuente para acabar con el desempleo existente en esta ciudad porque «no todo son chirigotas».

Asimismo, ha hecho un llamamiento al PP para que ayude -al igual que lo hizo cuando se consiguieron los fondos Edusi en segunda convocatoria- al equipo de Gobierno a reclamar al Gobierno de la nación ese 1,5 % cultural.

Desde la oposición, la concejal del PSOE Mara Rodríguez ha asegurado que la propuesta está mal formulada porque dice que el Museo del Carnaval es una «prioridad» y «urgente» para la ciudad.

En este sentido, ha señalado que «lo que es urgente es que se paguen los alquileres de las viviendas (ya que desde el mes de diciembre no se hace), que las personas no mueran en la calle por el frío o que desaparezcan las colas en Asuntos Sociales, que siguen existiendo aunque se quiera mirar hacia otro lado». A este respecto, el alcalde ha acusado a la concejal socialista de «demagoga».

Sin proyecto técnico ni museístico

Desde el PP, su portavoz, Ignacio Romaní, ha recriminado al alcalde que le parezca demagogia «lo que antes consideraban los principales problemas de la ciudad, asistiendo incluso a las televisiones nacionales a vender que en Cádiz los niños pasaban hambre por la calle y que había multitud de familias con necesidades».

Romaní ha achacado al alcalde que no presente un proyecto museístico ni técnico sobre el Museo del Carnaval y que la oposición lo desconozca a pesar de haberlo solicitado. Ha añadido que «les pasó con los fondos Edusi y ahora con este proyecto, que no está por ningún lado».

Desde Ciudadanos, María Fernández-Trujillo ha valorado el Museo del Carnaval como un proyecto «beneficioso» para la ciudad aunque -al igual que los populares- exigen conocerlo a fondo porque, de lo contrario, «qué es lo que le vamos a plantear al ministro».

Por otro lado, con el respaldo de todos los grupos se ha aprobado un reglamento de procedimiento para el cambio de nombre de las personas trans de la ciudad de Cádiz. Así, la propuesta señala que la administración pública debe respetar y ser sensible con el «sexo sentido» de toda persona residencia en la localidad y del personal del Ayuntamiento que así lo desee, facilitando el cambio de nombre en todas aquellas actividades y procedimientos que no tengan implicaciones legales salvo las derivadas de la propia ley 2/2014 y en el ámbito competencial de la Comunidad de Andalucía.