Es noticia:
«X-Men: Dark Phoenix»

«X Men: Dark Phoenix»: Adiós a otra saga de superhéroes

«X-Men: Dark Phoenix» dice adiós a la saga de superhéroes más longeva (hasta el momento) de la gran pantalla

Sophie Turner protagoniza «X-Man: Fénix oscura»
Sophie Turner protagoniza «X-Man: Fénix oscura» - FOX
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Hace 19 años Bryan Singer demostró que una película de superhéroes podía ser tan inteligente como espectacular con «X-Men» (2000). Este grupo de mutantes capitaneados por Charles Xavier abrió paso a otras grandes producciones protagonizadas por el Spider-Man de Sam Raimi o el Batman de Christopher Nolan, por no hablar del universo cinematográfico que ha construido Marvel. «Fénix oscura» es la oportunidad que Fox ha dado a los seguidores de la saga para despedirse de sus personajes favoritos antes de que lleguen a manos de Disney.

Por el camino, los espectadores han disfrutado de tres películas de los X-Men originales, cuatro de la primera generación, tres de Lobezno y otras dos protagonizadas por Deadpool. Hasta han visto a reconocidos actores –como la oscarizada Jennifer Lawrence– hacer todo lo posible para salvar a la humanidad. Una docena de títulos que ha conformado un universo propio cuyo destino, de momento, es una incógnita. La mejor opción aparente es tormarlo como el adiós a la primera generación de superhéroes de la gran pantalla. Así, si no vuelven con Disney, no pasará nada porque ya se habrán despedido.

«La razón por la que "Fénix oscura" es tan icónica es porque tiene algo que el resto de películas de X-Men no tiene. Aquí la heroína también es la villana. No todo es blanco o negro, y eso me parece el reflejo perfecto de nuestra sociedad. Hay veces que la gente que admiramos hace cosas con las que no estamos de acuerdo y hay otras en las que llegamos a entender las motivaciones que tienen los villanos», explica el director del filme, Simon Kinberg («Logan»).

Sophie Turner se ha querido embarcar en una de las sagas más longevas del cine para intentar dejar atrás el papel con el que comenzó su carrera hace ocho años: Sansa Stark («Juego de tronos»). «Era una gran oportunidad para mí. La saga de “Fénix oscura” contiene algunos de los primeros cómics que leí cuando apenas era una niña y se los cogía prestados a mis hermanos mayores», explica la actriz. «Además, siempre me ha fascinado lo complejo que es el personaje y lo emocionante que es su historia. Esta película consigue plasmar su soledad, cómo conecta con los mutantes y cómo se separa de ellos».

Por si enfrentarse a Fénix oscura no era suficiente, Simon Kinberg quiso añadir una villana más a la lista de las abatidas por los X-Men. «Mi personaje trata de matar a Jean para conseguir que su especie venza, pero, a la vez, la empodera y está pendiente de ver cuál es su desarrollo. Smith le dice que es el momento de que deje de ser una niña pequeña y que use su poder , que tome el control y que deje de seguir las reglas de los hombres. Es una zona gris complicada porque hace cosas malas, pero también consigue que Fénix oscura crezca», explica Jessica Chastain, encargada de dar vida a la última villana de X-Men en FOX.

«X-Men: Fénix oscura» se despide de una generación pero nos presenta a otra: «Este es el legado de los X-Men, es parte de algo que la gente ha adorado durante décadas».