El gobernador de Homs, Talal al Barazi (c), en la ciudad monumental de Palmira, Siria
El gobernador de Homs, Talal al Barazi (c), en la ciudad monumental de Palmira, Siria - EFE

Las familias de Palmira comienzan a regresar a la ciudad milenaria

Los equipos de mantenimiento trabajan para reparar el tendido eléctrico, las telecomunicaciones y la red de saneamiento de agua y que esperan culminar su tarea en varias semanas

Actualizado:

Decenas de familias han comenzado a regresar a la ciudad monumental siria de Palmira, cuyo control el Ejército regular arrebató al autodenominado Estado Islámico o Daesh el pasado 27 de marzo, ha informado este viernes la agencia de noticias oficial SANA.

Según la agencia, el gobernador de la provincia de Homs, Talal Barazi, afirmó que los desplazados que huyeron de la urbe tras la irrupción de los extremistas están comenzando a volver a Palmira, cuyas ruinas grecorromanas son Patrimonio Mundial de la Unesco.

Entretanto, unidades castrenses sirias, junto con las fuerzas rusas, continúan las labores de desminado en la periferia de la población, donde el Daesh colocó centenares de bombas y artefactos explosivos.

En paralelo, Al Barazi agregó que los equipos de mantenimiento trabajan para reparar el tendido eléctrico, las telecomunicaciones y la red de saneamiento de agua y que esperan culminar su tarea en varias semanas.

Por otro lado, el gobernador adelantó que las personas que hayan retornado a Palmira, de donde huyeron unas 3.000 familias, podrán ejercer su derecho a voto en esta localidad en las elecciones parlamentarias del próximo día 13, ya que se instalarán cuatro centros de votación.

Otros dos se crearán en el pueblo de Al Qariatain, cuyo dominio recuperaron los efectivos gubernamentales el pasado 3 de abril.

El Daesh conquistó el 20 de mayo Palmira y otras localidades en una ofensiva en el este de la provincia central de Homs, fronteriza con Irak.