Dispositivo policial ante el Consejo de Ministros que los CDR intentaron sabotear el 21 de diciembre de 2018
Dispositivo policial ante el Consejo de Ministros que los CDR intentaron sabotear el 21 de diciembre de 2018 - I. Baucells

Asuntos Internos propone sancionar al mosso que recordó que «¡La República no existe!»

El policía podría enfrentarse a una multa de 14 días sin empleo ni sueldo a su traslado o a una amonestación escrita

BarcelonaActualizado:

El incidente ocurrió la tarde en que los Comités de Defensa de la República (CDR) intentaron reventar el Consejo de Ministro que el presidente Pedro Sánchez había convocado en Barcelona. Aquel 21 de diciembre de 2018 se vivieron momentos de tensión entre los manifestantes y el fuerte dispositivo de seguridad desplegado por los Mossos d’Esquadra (en primera línea), la Policía Nacional y la Guardia Civil.

En este contexto se produjo el incidente: un policía antidisturbios de los Mossos espetó a un agente rural de la Generalitat que participaba en la manifestación independentista una sentencia que se hizo viral en las redes sociales: «¡La república (catalana) no existe, idiota!». Ahora, el departamento de Asuntos Internos concluye que la actitud del policía «podría ser constitutiva de una falta tipificada como leve», según recoge el expediente disciplinario al que ha tenido acceso ABC.

Ahora, Asuntos Internos, dependiente de la Consejería de Interior de la Generalitat, deberá decidir qué sanción le imponen finalmente. En el caso de una falta leve, como esta, hay tres opciones: su traslado a otro centro de trabajo dentro de la misma localidad; un total de 14 días sin empleo ni sueldo o una amonestación por escrito.

El abogado del mosso ya prepara sus alegaciones por una decisión que ha indignado a buena parte del cuerpo policial, y que se ha tomado después de la comparecencia de este mosso el pasado mes de febrero ante Asuntos Internos. Fuentes de la Consejería de Interior, que dirige Miquel Buch, insisten en que la propuesta de sanción no es por recordar al agente rural lo obvio –que la república catalana no existe– sino por el insulto.

«¡La república no existe!»

Los hechos sucedieron en la plaza Antonio López, muy cerca de la Llotja de Mar, donde esa mañana se había celebrado el Consejo de Ministros del Gobierno socialista. Sobre las tres de la tarde, los antidisturbios de la Brigada Móvil trataban de dispersar a los manifestantes que todavía quedaban en la zona.

Cuando el mosso pidió al manifestante –el agente rural– que se marchase, este le contestó que estaban construyendo la república. Ante la resistencia que mostraba para irse, el policía antidisturbios le insistió: «Atrás, hombre, ¿no eres funcionario como yo, o qué?». El agente rural asintió, ante lo que el policía le dijo: «Pues defiéndeme a mi y no a estos hijos de puta».

El manifestante volvió a decir que defendía la república y, acto seguido, el mosso le espetó: «¡Qué república no qué cojones, defendamos la república y qué república... la república no existe idiota!». Tras el incidente, el vídeo corrió como la pólvora por las redes sociales, sobre todo entre sectores contrarios al independentismo.