Una pareja pasea, ayer, por la calle de Hernán Cortés, en el barrio de Chueca, tras las obras
Una pareja pasea, ayer, por la calle de Hernán Cortés, en el barrio de Chueca, tras las obras - JOSÉ RAMÓN LADRA

Carmena prepara las calles de Chueca para la gran APR de Centro

El Ayuntamiento amplía las aceras del barrio y elimina espacio para aparcar

MADRIDActualizado:

Una plataforma única, con aceras más anchas y aparcabicis. Este es el nuevo aspecto de la calle de Hernán Cortés, la primera de las once arterias del barrio de Chueca que ya ha sido reformada. El objetivo es adaptarla a las condiciones de movilidad peatonal y restricción del tráfico rodado que tendrá todo el radio de acción de la futura Área de Prioridad Residencial (APR) del distrito Centro.

Para dar mayor protagonismo a los peatones en detrimento de los vehículos, el Ayuntamiento de Madrid ha eliminado las plazas de aparcamiento en línea. Éste espacio se destina ahora a la acera, que se ensancha y se dotará de arbolado. De momento, los alcorques lucen vacíos, ya que, según explica el Consistorio «serán plantados en la época adecuada» y tendrán riego automatizado.

A lo largo de la calle también se han dispuesto unos asientos y horquillas aparcabicis, alineadas con la hilera de árboles y bancos. De esta manera, todos los elementos constituyen una sola banda por toda la acera.

Tras la remodelación de la calle de Hernán Cortés, las siguientes vías que serán intervenidas en agosto son: calle de la Reina, de las Infantas y de la Farmacia. La calle de Santa Brígida, la de Augusto Figueroa, la de San Marcos, la Costanilla de los Capuchinos, la calle de San Bartolomé, la de Barbieri y la de la Libertad serán intervenidas a continuación.

Con estos trabajos, el Ayuntamiento pretende que se acotar sensiblemente el impacto del tráfico y sus emisiones contaminantes, ya que al eliminar las plazas de aparcamiento, desaparece el tránsito de vehículos en búsqueda de sitios donde estacionar. Al mismo tiempo, se reducirán al mínimo los bolardos, para cumplir la normativa de accesibilidad universal. También se instalarán nuevas farolas de bajo consumo.

A la vez que Gran Vía

Los trabajos de remodelación en la calle de Hernán Cortés se realizaron por fases para mantener la entrada y salida de vehículos a los garajes particulares. Este hecho ha ralentizado en cierta medida las obras, cuyo plazo de ejecución en las once calles es de un máximo de doce meses.

Según indicó el director general de Espacio Público, Obras e Infraestructuras, José Luis Infanzón, en una de las últimas comisiones de Desarrollo Urbano Sostenible, las obras se adjudicaron el pasado 7 de marzo y, si se cumple el plazo de ejecución previsto, culminarán en marzo de 2018. Este plan de rehabilitación del barrio de Chueca, interrumpido durante las fiestas del World Pride, cuenta con un presupuesto de 3 millones de euros.

Las obras del resto de calles del barrio coincidirán en parte con las del eje central de la APR: la Gran Vía. En enero está previsto que comiencen los trabajos para ampliar las aceras de la gran arteria, donde se reducirán los carriles para el coche privado y se implantarán carriles bici. La previsión es que este proyecto se ejecute en ocho meses, con la vista puesta en que esté terminado para el otoño de 2018.