Turistas transportan sus maletas en el barrio de Las Letras
Turistas transportan sus maletas en el barrio de Las Letras - ISABEL PERMUY

Carmena pospone al menos un año la entrega de licencias para pisos turísticos ilegales

Este jueves se dará el pistoletazo de salida en Junta de Gobierno al plan especial que regule esta problemática. La ley del suelo obliga a suspender cualquier tipo de licencia mientras se redacta y tramita un planeamiento

MadridActualizado:

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, anunció el pasado diciembre que a partir de este mes de enero el Consistorio comenzaría a tramitar las licencias para viviendas con uso residencial que se utilizaran como pisos turísticos durante más de 90 días al año en la capital. Incluso avanzó que la Agencia de Actividades tendría listas 1.000 licencias desde enero para las primeras solicitudes, y que se irían ampliando poco a poco. Pero tal y como han avanzado hoy 20 minutos y la Cadena Ser no va a ser posible. Las licencias no se concederán hasta al menos dentro de un año, tal y como establece la legislación urbanística. El Área de Desarrollo Urbano Sostenible, dirigido por José Manuel Calvo, lo llama «moratoria», aunque hasta el momento no existe ningún marco normativo para prorrogar la aplicación de licencias. E

Según fuentes municipales, este jueves se va a aprobar en Junta de Gobierno la puesta en marcha del Plan Especial de Alojamientos Turísticos de la Ciudad de Madrid para regular el exceso de pisos ilegales o alegales dedicados al arrendamiento. Se calcula que hay más de 15.000 sólo en la zona centro. Para ello, primero se va a llevar a cabo una interpretación de la revisión del Plan General de 1997, que no incluye la diferenciación entre viviendas de uso residencial a aquellas que se dedican a uso turístico, aunque sí establece que cuando se dedican a alquiler se integran urbanísticamente dentro del uso terciario hotelero. El Ayuntamiento está analizando también en qué casos hace falta la licencia especial.

Las licencias a viviendas turísticas que se dediquen a esta actividad durante más de 90 días continuarán teniendo barra libre durante este año, ya que no se van a tramitar mientras se redacte el Plan Especial, que va a afectar exclusivamente a viviendas y apartamentos que pasen de ser de uso residencial a uso terciario en la zona Centro. Esta moratoria, han detallado, es un procedimiento normal cada vez que se abre la redacción de un planeamiento: durante un periodo de tiempo se suspende la aplicación de licencias de forma que no se pueda distorsionar lo que va a regular ese plan especial.

La ley del suelo establece un plazo máximo de un año, con un tiempo prorrogable a otro año, siempre y cuando el plan que se haya estado redactando salga a información pública.

Reacciones en la oposición

La portavoz responsable de los temas urbanísticos del Grupo Municipal Socialista, Mercedes González, ha sido clara sobre este anuncio: «No puede haber una moratoria sobre algo que no existe. Es algo invisible». Es una cuestión lógica, ha dicho, que se suspenda la concesión de licencias, «porque hasta ahora no había nada aprobado al respecto».

Para el portavoz del PP madrileño, José Luis Martínez Almeida, se trata de «una moratoria hotelera como la que hizo Ada Colau y que Carmena pretende establecer en Madrid. En la misma línea, la representante de Ciudadanos, Begoña Villacís, ha dicho que la propuesta del Ayuntamiento no afectará «a una sola vivienda turística en Madrid», sino que sólo «prohíbe la implantación de nuevas actividades hoteleras, y las viviendas turísticas, a día de hoy, no lo son».