Peugeot 5008, a prueba sobre hielo y nieve

El modelo se estrena en España recorriendo las pistas y carreteras del Valle de Arán

BAQUEIRAActualizado:

El Peugeot 5008 ha cambiado de segmento. Fiel a la moda la nueva generación ya no es un monovolumen, y los responsables de la marca han querido demostrar las capacidades del coche, ahora convertido en SUV, recorriendo el entorno del Valle de Arán, donde el coche ha dado prueba de su capacidad «off road».

Gracias a la tecnología Advanced Grip Control y sus 5 modos de adherencia, el vehículo, que solo cuenta con dos ruedas motrices, se desenvuelve con soltura en condiciones extremas, como las que se pueden encontrar en los accesos a la estación invernal de Baqueira Beret, donde la nieve y el hielo pueden ser un impedimento importante para la circulación de muchos vehículos familiares.

El modo Normal está pensado para condiciones normales, sin problemas de adherencia, mientras que el modo Nieve adapta de manera instantánea el control de tracción de cada una de las dos ruedas motrices a las condiciones existentes. Para afrontar los rigores del deshielo, que llegará pronto al Pirineo Catalán, el modo Barro permite circular sin problemas por terrenos deslizantes como tierra o hierba húmeda. Cuando el coche supera los 50 km/h el sistema pasa automáticamente al modo Normal. El modo Arena mantiene el deslizamiento de las dos ruedas motrices simultáneamente para permitir la progresión sobre suelo blando y limitar el riesgo de quedar atrapado en la arena.

Este modo funciona hasta 120 km/h y cambia a modo Normal si se supera esa velocidad. Por último, el modo ESP Off ofrece al conductor la posibilidad de desconectar totalmente el ESP y el Grip Control, hasta 50 km/h, y gestionar la motricidad de manera autónoma.

Para superar el reto, el 5008 cuenta también con el Hill Assist Descent Control (HADC), un sistema que controla automáticamente la velocidad de descenso en pendientes, con lo que el conductor tan soplo tiene que estar pendiente de mantener la trayectoria del coche con el volante.

La oferta de motores estará compuesta por dos de gasolina Pure Tech con 130CV y THP de 165 caballos y cuatro diésel BlueHDi de 1.6 o 2.0 litros y 100, 120, 150 y 180 caballos. Todos cumplen con la norma de emisiones Euro 6. Las cajas de cambio serán manuales de seis velocidades y como opción y de serie en las versiones más altas automáticas EAT6.

Los nuevos 5008 están disponibles en 4 acabados: los básicos Active y Allure y los deportivos GT Line y el más dinámico GT. Y en función de estos ofrecerán los sistemas de seguridad como el Sistema de frenada activo, el de Alerta de colisión, el de Alerta de cambio involuntario de carril, el de Alerta por cansancio, el de Reconocimiento de las señales de límite y recomendación de velocidad, el de cambio de lueces automáticas o el Regulador de velocidad activo con función Stop entre otros.